quiste

Definición

Un quiste es una bolsa de tejido que tiene forma de saco y que puede estar llena de aire, líquido, pus u otro componente.

Muchas veces la presencia de una masa o bulto en cualquier zona del cuerpo no es producto del cáncer, es por ello que cuando exista la presencia de una alteración en el tejido que sea visible, se debe visitar al médico para su posterior examinación y descarte de alguna enfermedad o patología como el cáncer.

"Es una bolsa de tejido que tiene forma de saco y que puede estar llena de aire, líquido, pus u otro componente."

La mayoría de los quistes no son indicativos de cáncer, son benignos, pero en ocasiones el cáncer puede generar un quiste.

¿Por qué se producen los quistes?

Generalmente los quistes aparecen como una respuesta anómala en el organismo bien sea hormonal como lo es el síndrome de ovario poliquístico, o por una malformación congénita como el quiste branquial.

También suele presentarse por un proceso infeccioso como el quiste sacro en el que el vello perfora la piel y se encarna, este quiste en su interior tiene pus. Por otra parte también existen quistes de causas idiopáticas como lo son los quistes ganglionares o quistes sinoviales que aparecen en una articulación o en un tendón.

Existen otros procesos quísticos llamados funcionales que son totalmente normales en el organismo de la mujer durante el período menstrual, su aparición significa que los ovarios están funcionando de forma correcta.

"Los llamados quistes funcionales que son totalmente normales en el organismo."

¿Dónde puede aparecer un quiste?

Los quistes pueden aparecer en cualquier zona del cuerpo, incluyendo los huesos, órganos y tejidos.

Algunos de ellos son los quistes de ovario, los quistes sebáceos, el quiste de ganglio que se presenta en las articulaciones y tendones como el quiste de Baker, el quiste de sacro producto de una infección cutánea cerca del coxis, quiste branquial, quiste pancreático, entre otros. 

¿Cuáles son los síntomas que produce un quiste?

La mayoría de los quistes no generan síntomas, pero de hacerlo suelen producir dolor, limitación funcional producto del líquido que se encuentra en el espacio articular en el caso de los ganglionares a nivel de las manos o pies, dolor pélvico en el caso de los que afectan los ovarios, presencia de una masa o bulto en cualquier zona del cuerpo sin presencia de dolor.

En el caso de los que son producto de infecciones los síntomas que se presentan son enrojecimiento de la zona, inflamación, supuración y dolor.

"La mayoría de los quistes no generan síntomas."

¿Cómo se trata un quiste?

El tratamiento de un quiste dependerá del tipo de tejido, órgano y estructura afectada, particularmente en las afecciones ováricas el medico especialista indica para su tratamiento pastillas anticonceptivas para regular mediante hormonas el proceso quístico, por otra parte en el caso de la afección en articulaciones y tendones si se encuentra limitando gravemente la función de la mano o el pie donde generalmente aparece el medico drenara el liquido que se encuentra afectando la zona.