Encuentra tu clínica más cercana

Mapa de provincias de España A CORUÑA PONTEVEDRA OURENSE LUGO ASTURIAS LEÓN ZAMORA SALAMANCA CÁCERES BADAJOZ HUELVA SEVILLA CADIZ CANTABRIA PALENCIA VALLADOLID ÁVILA TOLEDO CIUDAD REAL CÓRDOBA MÁLAGA BURGOS SEGOVIA SORIA VIZCAYA GUIPUZCOA ÁLAVA LA RIOJA MADRID NAVARRA GUADALAJARA CUENCA ALBACETE JAÉN GRANADA ALMERÍA MURCIA HUESCA ZARAGOZA TERUEL CASTELLÓN VALENCIA ALICANTE LLEIDA TARRAGONA BARCELONA GIRONA SANTA CRUZ DE TENERIFE LAS PALMAS BALEARES CEUTA MELILLA
Recuperación post parto

Recuperación post parto

Los cambios físicos, hormonales y emocionales presentes en el posparto desmejoran la calidad de vida de la futura madre y su bebé. Desde la fisioterapia te brindamos las herramientas terapéuticas que pueden ayudarte.
Recuperación post parto

Recuperación post parto

Recuperación post parto

Después de todo lo vivido durante el embarazo y el parto, lo más importante ahora es descansar, para ayudar al cuerpo a recuperarse de los cambios físicos, hormonales y emocionales vividos. En la recuperación postparto, la curación y la regresión del abdomen, útero y vísceras se logran con intervenciones enfocadas en trabajar estas áreas y el suelo pélvico. Conoce todo lo que necesitas a continuación:

¿Qué es la Recuperación postparto?

Todo el proceso de gestación y alumbramiento implica varios cambios en el cuerpo de la mujer, los cuales pueden causar la aparición de complicaciones y molestias después de la llegada del bebé, para evitar que las mismas desmejoran la calidad de vida de la madre y del nuevo bebé, el cuerpo inicia procesos de reparación que promueven la regresión de la homeostasis del cuerpo de la madre.

¿Cuáles son las etapas del puerperio?

Estos procesos pueden ser promovidos en la recuperación postparto, la cual da inicio inmediatamente después del nacimiento del bebé. Este período también comprende la cuarentena o puerperio el cual trata de un período de seis semanas (40 días) enfocado en la restauración física y emocional del embarazo y el parto. Este periodo se encuentra dividido en varias etapas de curación, las cuales son:

  • Puerperio inmediato: comprende la primera semana desde el alumbramiento de la placenta hasta el décimo día. Estos primeros días están enfocados en la recuperación de la madre por la tensión del parto, el recuperar fuerzas le ayudará a tratar con el bebé. En esta etapa inicial el útero comienza a regresar a su tamaño original y las heridas sufridas en el parto comienzan su proceso de cicatrización inicial. Adicionalmente las hormonas dan inicio a la fase de lactancia materna en las mujeres que van a amamantar.
  • Puerperio mediato: comprende la segunda semana y dura hasta 6 u 8 semanas después del alumbramiento. En este este tiempo, la sangre y los vasos linfáticos se unen nuevamente, los órganos del abdomen comienzan a regresar a su tamaño y forma original, la postura de la espalda comienza a reorganizarse, así como los músculos, tendones y ligamentos. En mujeres con cesárea, esta fase de curación lleva un poco más de tiempo, generalmente de 8 a 12 semanas.
  • Puerperio tardío: inicia después de seis u ocho semanas del parto y continúa hasta la regresión completa que comienza al culminar la lactancia materna, o sea, en el destete (en el caso de haberla comenzada). En este caso otro aumento de hormonas termina la secreción de leche de las glándulas mamarias y provoca la desintoxicación y drenaje aproximadamente 4-6 semanas después del destete.

Ahora bien, determinados ejercicios y actividades físicas pueden promover los procesos lentos y graduales de reparación, facilitando así la mejoría de la salud de la madre en el postparto. Si te has preguntado: ¿Cuánto tiempo después del parto se puede hacer ejercicios? La respuesta varía en cada caso, el tiempo de espera va a ser diferente dependiendo del tipo de parto y las complicaciones asociadas. Aunque en la mayoría de los casos se recomienda dar inicio a la actividad física después de la cuarentena, con atención supervisada en la mayoría de los casos es posible iniciar actividades físicas posterior a los 10 días del alumbramiento. El ejercicio va a estar enfocado principalmente en los músculos abdominales, lumbares y el suelo pélvico, ya que estos son los que mayores cambios sufren durante el embarazo y el parto.

Cambios anatómicos y fisiológicos durante el embarazo. ¿Qué pasa con el cuerpo de una mujer después del parto?

La mujer puede percibir los cambios que se dan desde la concepción hasta el nacimiento del bebé, pero muy pocas conocen realmente los cambios que sufren las estructuras anatómicas de su cuerpo. A continuación, conoce los cambios anatómicos y fisiológicos por lo que pasa una mujer durante el embarazo y después de dar a luz.

Cambios físicos que padece la mujer durante el embarazo

  • El borde inferior del tórax se ve ensanchado.
  • Crecimiento de mamas que promueve el aumento de la curvatura dorsal (cifosis).
  • Cambio en el patrón respiratorio (de diafragmático a costal apical) por el aplanamiento del músculo diafragma que está debajo del tórax.
  • Segregación de relaxina, hormona que contribuye a la expansión del útero y flexibilización de las articulaciones y los tejidos del cuerpo de la madre, preparándolo para albergar al bebé.
  • Los músculos abdominales se expanden y distienden a medida que el bebé va creciendo.
  • En el último trimestre la sínfisis púbica comienza a separarse para permitir la salida del bebé en el parto.
  • La musculatura del suelo pélvico se estira por el peso del bebé y se presenta un aumento de la lordosis lumbar.
  • Fatiga constante con aumento de la frecuencia cardíaca de reposo y de la tensión arterial.
  • Disminución de la circulación venosa de los miembros inferiores por la compresión de la vena cava inferior.

Cambios físicos que padece la mujer tras el parto

  • Disminución de peso.
  • Suelo pélvico alongado y debilitado.
  • Vientre globoso y distendido.
  • Regresión progresiva del útero a su postura anterior.
  • Reducción de la hinchazón por la normalización del sistema cardiovascular.
  • Disminución de la laxitud tanto en la vagina como en la vulva.
  • Aumento del diámetro de la cintura.
  • Descenso y sensibilización de mamas.
  • Exudado genital (loquios) que cambia durante los días, va desde una coloración roja, amarilla y finalmente blanquecina, esto es debido a la descamación del endometrio y los tejidos residuales de la placenta. 
  • Retención o incontinencia de las heces u orina.

Complicaciones y molestias frecuentes durante la recuperación postparto

Los cambios físicos posterior al parto son esencialmente los mismos en casi todas las mujeres, sin embargo, esto puede variar en los casos que presenten lesiones durante el parto (desgarros, episiotomías), el tipo de parto (cesárea, vaginal o instrumental), así como también complicaciones que pueden surgir en el momento del nacimiento del bebé, influyendo de esta manera en el proceso de recuperación.

Incluso un embarazo normal y sin complicaciones (cesárea, episiotomía, partos instrumentales) presenta los procesos fisiológicos anteriormente mencionados, lo cuales pueden conducir a la aparición de complicaciones y molestias en la nueva madre, las más frecuentes son:

Incontinencia urinaria o fecal

Pueden ocurrir problemas en la función de vaciar la vejiga o el intestino, especialmente en los primeros días después del alumbramiento. Acciones como reír, estornudar o toser pueden convertirse en una prueba de esfuerzo para el piso pélvico y los músculos de la pared abdominal debilitados durante el embarazo y el parto. Lo que trae como consecuencia alteraciones en la función de continencia.

Incontinencia urinaria - Qué es, causas, tipos de incontinencia y cómo tratarlas

Si padeces de incontinencia urinaria o fecal después del embarazo te recomendamos ver el siguiente vídeo, en donde un fisioterapeuta profesional en entrenamiento del suelo pélvico, te explicará de manera detallada de qué trata esta afección y cómo puedes combatirla mediante fáciles ejercicios:

Diástasis abdominal o de los rectos abdominales

En el embarazo, los músculos de la barriga llamados rectos abdominales divergen para darle al bebé más espacio durante el crecimiento en el vientre materno. Estos músculos constan de dos líneas musculares longitudinales que se unen mediante un tejido fibroso llamado “línea alba” que se separan desde el segundo trimestre del embarazo, que es el periodo en donde el feto crece y se extiende bastante, por lo que los tejidos de la madre cede voluntariamente para brindarle el espacio al bebé. Todo esto es logrado mediante la secreción de hormonas (relaxina) que suavizan el tejido para que el útero y el abdomen puedan extenderse. En este proceso los órganos se muevan hacia un lado y los músculos también se apartan creando una amplia brecha notable en el abdomen a la que se denomina diástasis.

La diástasis de los rectos abdominales puede demorar hasta un año en cerrarse después del embarazo...

Esta disfunción muscular ocasiona un desbalance en la zona lumbopélvica que promueve la aparición de dolor de espalda en la zona lumbar y en la zona media de la espalda. Después del embarazo, la diástasis de los rectos abdominales puede demorar hasta un año en cerrarse porque el tejido permanece blando por más tiempo, especialmente en la lactancia ya que en esta etapa sigue la secreción de hormonas. Sin embargo, se puede contribuir al cierre de la brecha mediante adecuados ejercicios abdominales de bajo impacto como la gimnasia abdominal o hipopresivos.

Aprende 3 ejercicios hipopresivos para trabajar tu abdomen

Si padeces de diástasis abdominal o de los rectos abdominales después del embarazo, te recomendamos ver el siguiente vídeo, en donde un fisioterapeuta profesional en gimnasia abdominal hipopresiva, te explicará de manera detallada ejercicios que te pueden ayudar a combatir esta disfunción abdominal:

Dolor de la zona perineal por episiotomía

En partos complicados se suelen hacer uso de procedimientos que favorezcan la llegada del bebé, como la episiotomía (corte del periné para agrandar el canal de parto). La mayoría de estas incisiones perineales son de primer o segundo grado y causan pocos o ninguna molestia después de dos o seis semanas de haberlas realizado.
Desafortunadamente, algunos casos presentan complicaciones con la episiotomía, por ejemplo, en los casos en que los puntos están demasiado apretados o cosidos cercanos a la entrada de la vagina, la cicatriz se jalará continuamente ocasionando dolor, también la mujer puede presentar dolor durante la penetración. También las suturas largas con muchos hilos y nudos tienen más probabilidades de causar problemas porque causan cicatrices gruesas y dolorosas.

Preparación al parto del suelo pélvico con un automasaje de periné

Evitar este procedimiento es posible si se realiza una preparación adecuada previa al parto enfocada en flexibilizar el área del periné. A continuación, te dejamos un vídeo en donde una fisioterapeuta experta en tratamiento del suelo pélvico te brindará importante información detallada que te ayudará en caso de episiotomía:

Otras frecuentes complicaciones y molestias 

Además de la diástasis abdominal, incontinencia urinaria o fecal y las episiotomías, la mujer posterior al parto puede presentar otras alteraciones, tales como:

  • Canal del parto doloroso.
  • Contracciones residuales del postparto.
  • Hemorragia vaginal.
  • Aumento de peso.
  • Sensación de fatiga y cansancio.
  • Alteraciones del sueño asociada a la necesidad de cuidar y alimentar al bebé.
  • Estreñimiento.
  • Hemorroides.
  • Tristeza o depresión postparto.

¿Qué no se debe hacer durante la Recuperación postparto?

Para evitar desmejorar los procesos de reparación y regeneración iniciados posterior al nacimiento del bebé, es necesario evitar realizar ciertas acciones que afecten la recuperación postparto, tales como:

  • Hacer ejercicios de alto impacto.
  • Levantar cargas pesadas.
  • Iniciar dietas adelgazantes.
  • Ingesta de alcohol y el consumo de tabaco.
  • Lavados vaginales, ya que estos promueven la aparición de infecciones.
  • No usar tampones cuando haya sangrado, en ese caso usar toallas sanitarias.
  • Forzar la reanudación de actividades sexuales.
  • Automedicación para el dolor.

Recomendaciones para facilitar el proceso de Recuperación postparto

Tenga en cuenta que la mujer embarazada ha sufrido variedad de alteraciones en los nueve meses de gestación y también en el momento de dar a luz, que no pueden ser cambiados de un día para otro, además cada cuerpo es diferente y por tanto los procesos de recuperación van a tener una duración distinta en cada caso, es por ello que la principal recomendación es la calma y la paciencia. Otras recomendaciones que facilitan los procesos en el postparto son:

  • Acuda a un fisioterapeuta entrenado en rehabilitación del suelo pélvico.
  • Iniciar ejercicios de fortalecimiento del suelo pélvico y de los abdominales lo más pronto que usted pueda.
  • Dormir el tiempo suficiente para que su cuerpo descanse, estableciendo horarios para dormir.
  • Mantener una alimentación balanceada y una ingesta de líquidos para mantener un estado de hidratación óptimo.
  • Prestar atención a las emociones y al estado anímico.
  • Aunque se recomiendan dejar 4 a 6 semanas para retomar las relaciones sexuales por riesgo de infección o hemorragia, este tiempo es relativo en cada caso, ya que lo más importante es que la mujer se sienta segura y cómoda al iniciar relaciones, es ese el momento adecuado.
  • Presta mucha atención a las curas de la heridas o lesiones sufridas durante el alumbramiento, manteniéndose secas y limpias.
  • Una vez iniciado el período de lactancia ya sea por amamantamiento o biberón es imperativo mantener una postura adecuada para evitar la aparición de lesiones musculoesqueléticas o molestias de la columna vertebral, también contribuye a mantener una adecuada transferencia de leche al bebé protegiendo su sistema digestivo y fomenta el vínculo entre la madre y el bebé.

Esto último puede ser lo más difícil por la presencia de cansancio o fatiga, si a esto le sumamos la atención a otros hijos, puede ser complicado mantener una adecuada postura.

Postura corporal durante el amamantamiento

Para ayudarte a mantener una adecuada postura en el momento de lactancia, te recomendamos ver los siguientes vídeos en donde se te brindaran las herramientas, estrategias y otros consejos para mantener una adecuada postura con tu bebé.

Posiciones para la lactancia materna

En el primer vídeo podrás aprender las posiciones adecuadas para el amamantamiento de tu bebé:

¿Por qué es importante la postura en la lactancia con biberón?

En el segundo vídeo podrás obtener importante información que te ayuden a brindarle una adecuada alimentación a tu bebé mediante el uso de biberón:

Tratamiento fisioterápico en la Recuperación postparto

Con la fisioterapia es posible fomentar y guiar de manera adecuada los procesos fisiológicos que dan inicio desde el momento que la mujer da a luz. El objetivo principal del tratamiento fisioterapéutico es recuperar la postura fisiológica alterada durante el embarazo, disminuir las molestias y el dolor que están desmejorando la calidad de vida de la madre y por ende también del bebé, para ello se realizan intervenciones terapéuticas en los sistemas afectados. Tales intervenciones pueden variar en cada caso, siendo las más destacables las siguientes:

  • Ejercicios de Kegel: es un tipo de ejercicio que contribuye al aumento de tono y fuerza de los músculos pélvicos.
  • Gimnasia postural y reeducación postural global (RPG): son ejercicios que fomentan el retorno posicional de las articulaciones espinales y pélvicas, así como los músculos que lo estabilizan.
  • Electroanalgesia: reduce el dolor y mejora la funcionalidad de la madre, esto es de gran ayuda teniendo en cuenta los variados tipos de dolor que puede sufrir la nueva madre (dorsalgia, lumbalgia, cervicalgia).
  • Manipulaciones articulares: mejora el movimiento y la flexibilización de la columna vertebral.
  • Estiramientos: normaliza el tono muscular y reduce las tensiones que generan dolor.
  • Masaje terapéutico: fomenta la relajación muscular y disminuye los niveles de ansiedad y estrés de la madre. 
  • Gimnasia abdominal hipopresiva o hipopresivos: mejora el tono de la musculatura abdominal y pélvica, contribuyendo al retorno del posicionamiento normal de los órganos y músculos abdominales desplazados.

Gimnasia abdominal hipopresiva o hipopresivos

Conoce más acerca de este tipo de ejercicio abdominal en la siguiente infografía: 

Ejercicios, estiramientos y otros autocuidados durante la recuperación postparto

Para completar toda la información anteriormente expuesta te recomendamos darle un vistazo a nuestro canal en YouTube FisioOnline, ya que allí disponemos variados vídeos con ejercicios, automasajes, estiramientos y otros autocuidados que pueden ayudarte a mejorar tu condición física después del parto, sin embargo, es importante destacar que solo deben realizarse con la aprobación de su médico tratante.

¿Como localizar, sentir y diferenciar los músculos del suelo pélvico?

Es importante aprender a localizar, sentir y diferenciar los músculos del suelo pélvico, para ello te recomendamos darle un vistazo al siguiente vídeo en donde la fisioterapeuta Laura Rojas especialista en el tratamiento de disfunciones del suelo pélvico, te brindará las indicaciones que te ayudarán a detectar la importante musculatura del suelo pélvico:

Debilidad del suelo pélvico - Causas y cosas que podemos hacer

Para ayudarte con uno de los principales problemas presentes después de la llegada del bebé, nos referimos a la debilidad del suelo pélvico, te dejamos el siguiente vídeo, en donde la fisioterapeuta Laura Rojas te explica detalladamente en qué consiste la debilidad del suelo pélvico, describiendo la anatomía de esta área y ofreciendo diversos ejercicios para ejercitar, fortalecer y normalizar el tono muscular de esta zona.

Ejercicios de Kegel - ¿Qué son y cómo realizarlos correctamente?

Para finalizar te recomendamos darle un vistazo al siguiente vídeo, en que cual obtendrás importante información acerca de los ejercicios de Kegel, en el mismo la fisioterapeuta Laura Rojas te explicará de manera amena y didáctica cómo realizarlos de manera correcta: