Hueso maxilar superior

Definición

El maxilar superior es un hueso de la cara, que puede considerarse robusto y con gran volumen, pero que a pesar de ser así, es conocido por ser de poco peso, debido a la intervención que realiza en la creación de las diferentes cavidades de la zona facial (cavidad nasal y oral).

Todos los huesos de la cara forman una estructura anatómica conocida como el macizo óseo, en la cual están articulados el lagrimal, el hueso palatino, el cornete inferior, los huesos nasales, el vómer, el cigomático, y los maxilares que son el maxilar inferior o mandíbula, y el maxilar superior. En el siguiente artículo se brinda información relativa a la anatomía, función y patologías relacionadas específicamente con el maxilar superior.

“Hueso de la cara, conocido como uno de los maxilares”

¿Cómo está formado el maxilar superior?

Aunque al observar el maxilar, nos damos cuenta de que no presenta una figura regular, es comparable con un objeto que tenga entre forma triangular y rectangular. En este hueso se puede identificar, un área situada por la parte de afuera (cara externa) y otra ubicada internamente (cara interna); y 4 costados localizados cada uno en una superficie (arriba, inferior, por dentro y por fuera).

En sus caras, podemos ubicar:

  • Las raíces de los dientes.
  • La apófisis cigomática del maxilar donde se ubican la zona orbitaria o superior, la anterior o geniana y la posterior o cigomática.
  • El canal y conducto suborbitario por donde se se movilizan nervios y vasos
  • La tuberosidad del maxilar: se encuentran los conductos de los dientes.
  • La espina malar que limita con la hendidura que se crea entre el maxilar y el hueso esfenoides.
  • La apófisis o proceso palatina, es la que separa los tabiques de la nariz.

Ahora, en cuanto a sus costados o bordes, se ubican la apófisis frontal en la parte superior, el alveolar o borde inferior, costado anterior con la escotadura nasal y por último el borde posterior donde está el trígono palatino, importante para la unión con la apófisis orbitaria del hueso palatino

“Aunque todas sus partes son importantes, las que más resaltan son la apófisis o proceso palatina, la apófisis o proceso cigomática, la cavidad nasal y la oral”

¿Qué significa la palabra maxilar superior?

De acuerdo al diccionario, podemos encontrar que el maxilar hace total referencia a cada uno de los elementos óseos que se unen entre sí para formar lo que conocemos como mandíbula o zona mandibular. Además, cuando es analizado desde la lengua latín, ubicamos la palabra “maxillaris” que significa todo aquello que tiene cierta analogía con la zona de la quijada. 

Ahora bien, la palabra superior, según los europeos y de la india, es aquella que al hacer una comparación entre varias cosas, se determina cuál es la que tiene mayor predominio con respecto a las otras. 

¿Dónde se encuentra el maxilar superior?

Está ubicado en la parte inferior de la cara y de los ojos,  en la zona conocida como mandibular, por detrás de la nariz, y justo encima de la cavidad oral. 

¿Qué función cumple el maxilar superior?

Tiene especial relevancia para la biomecánica y anatomía de la cara, ya que a través de la unión con otras estructuras, se encarga de formar las diferentes concavidades que posee el rostro, es decir, que colabora con la formación de la las cavidades oral, nasal y ocular. 

Además al ser una estructura que se mantiene firme y estable, sirve de anclaje para pequeños músculos de la cara, como es el caso del músculo canino y el mirtiforme.

“Participa en la creación de las cavidades nasal, oral y ocular; y además es el sitio de inserción de dos músculos”

Y finalmente, debido a la forma irregular que posee el maxilar, se encuentran numerosos canales y orificios, por los cuales transitan nervios y vasos, necesarios para la inervación y conducción de la sangre, a todas las áreas del rostro. 

¿Qué problemas afectan al maxilar superior? 

En el hueso maxilar superior, podemos encontrar varios tipos de alteraciones, entre las cuales nombramos como las más conocidas aquellas que implican factores genéticos, los golpes y caídas, presencia de masas (tumores y quistes) y esas que provienen de cambios en el metabolismo de los huesos.

“Para poder recuperar la salud de los maxilares afectados es necesario asistir a un médico para determinar si se necesita o no una cirugía, y luego realizar el correcto tratamiento”

Algunas de las patologías que entran en las clasificaciones anteriores son los aumentos o deficiencias en la composición del hueso, fracturas, desalineaciones y osteoporosis