Qué es el método Mézières, para que sirve y como funciona

Publicidad
No hay votos
977
0
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

Método de reeducación postural dirigido a liberar la tensión muscular y a corregir las desviaciones presentes en la columna vertebral, este método de tratamiento recibe su nombre gracias a su creadora. Con el Método Mézières se obtienen varios beneficios en caso de deformidades como resultado de problemas de postura congénitos o adquiridos por enfermedad o lesiones. En este artículo te vamos a hablar sobre los aspectos más relevantes de éste famoso método de tratamiento:

Historia del Método Mézières

El Método Mézières tiene su inicio en 1947 y fue desarrollado en Francia por Françoise Mézières posterior a diez años de vida profesional como fisioterapeuta, desarrolla una técnica de fisioterapia que se esfuerza por equilibrar los diferentes músculos y cadenas articulares a través de ejercicios de estiramiento y conciencia corporal. Sus descubrimientos tardan mucho tiempo en ser conocidos y si bien su enfoque provocó mucha controversia en la comunidad médica, la mayoría de los fisioterapeutas y médicos que asistieron a sus conferencias y demostraciones no pudieron criticar los resultados tan notables.
Enseñó su método de entrenamiento de cadenas musculares y ejercicios de estiramientos activos globales. desde fines de la década de 1950 hasta su muerte en 1991, estrictamente a graduados de fisioterapeutas. Sin embargo, la falta de estructura y la naturaleza no oficial de su enseñanza alentaron el surgimiento de escuelas paralelas. Desde su muerte, han surgido varias técnicas derivadas, incluyendo la Rehabilitación Postural Global y la Reconstrucción Postural, creadas respectivamente por Philippe E. Souchard y Michael Nisand, dos hombres que eran estudiantes y asistentes de Françoise Mézières.
El método Mézières está en constante crecimiento, incorporando los últimos avances científicos, sin perder su esencia y los principios del método original. Actualmente, se están llevando a cabo varios proyectos de investigación para proporcionar al Método Mézières mayores bases científicas.

Cómo se trabaja con el Método Mézières

El Método Mézières a diferencia de otros métodos convencionales que utilizan dispositivos para evaluar, diagnosticar y tratar el dolor muscular y las deformidades de la columna, el método Mezieres utiliza solo las manos y los ojos del fisioterapeuta. Una sesión de tratamiento con el método Mezieres se practica en sesiones individuales y no implica ninguna serie de posturas o ejercicios preestablecidos. Todas las posturas se adaptan a los problemas y las necesidades particulares de cada persona. 
En la primera sesión, el fisioterapeuta realiza una revisión de los antecedentes médicos y luego evalúa la condición física del paciente mediante la palpación y la observación de la estructura y movilidad del cuerpo. Las sesiones subsiguientes duran aproximadamente 1 hora, tiempo durante el cual se entrena al sujeto para mantener las posturas durante un período de tiempo sentado, acostado o de pie.
Este trabajo corporal, que actúa sobre todo el cuerpo, requiere mantener una respiración regular para liberar las tensiones instaladas en el cuerpo, particularmente en el diafragma. El método Mézières requiere un esfuerzo sostenido, tanto por parte de la persona que recibe el tratamiento como del fisioterapeuta. La cantidad de sesiones requeridas varían según la gravedad del problema. 

Cómo funciona y cuáles son los efectos del Método Mézières

El Método Mézières funciona al hacer uso de posturas de estiramiento global, técnicas de tejido manual y movilizaciones conjuntas los cuales son combinados con un trabajo diafragmático. El trabajo realizado en las cadenas musculares afectadas ayuda a dar a los músculos su tamaño y elasticidad natural. Una vez relajados, liberan la tensión aplicada a las vértebras y el cuerpo se recupera. El método Mézières destaca la cadena muscular posterior, que se extiende desde la base del cráneo hasta los pies y que según el método se encuentra frecuentemente acortada con lo que también la cadena anterior se encuentra debilitada. El tratamiento con el Método Mézières no solo reduce los síntomas como el dolor y la rigidez también ocasiona elongación, relajación y liberación en las cadenas musculares afectadas.
Los beneficiosos efectos del Método Mézières resuelven el problema integrando de nuevo  la dinámica de la cadena muscular y, por lo tanto, integrando el cuerpo como un todo. Gracias a la normalización de las tensiones miofasciales, el ajuste de la articulación y el despertar del sistema propioceptivo postural, se obtiene una rearmonización de la postura y el movimiento, así como una reducción del dolor. Esta terapia basada en la unidad corporal como un todo, involucra una participación activa del paciente, esencial para tomar conciencia a nivel cortical de los cambios obtenidos.

Indicaciones y Patologías tratadas con el Método Mézières

Son variadas las afecciones que pueden ser tratadas de manera exitosa con el Método Mézières siendo las más destacables:

  • Fibromialgia: mejora la flexibilidad y permite tomar conciencia del cuerpo y la organización de sus movimientos con lo que se logra la disminución en los síntomas.
  • Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica: mejora los trastornos respiratorios a través de la presión, las posturas de estiramiento y los ejercicios de respiración.
  • Dolor Lumbar: con la ayuda del masaje, el estiramiento y la realización de ciertas posturas, este método fortalece los músculos débiles y estira los músculos responsables del desequilibrio.
  • Deformidades De La Espalda: los músculos estabilizadores de la columna tienden a acortarse, siguiendo ésta teoría de allí proviene la aparición de dolor muscular, y también a los desbalances y las deformidades de la columna vertebral (lordosis, escoliosis, cifosis). El trabajo en estos músculos con el el Método Mézières puede mejorar estos desbalances.
¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
No hay votos

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar