Esguince de tobillo o torcedura de tobillo. ¿Cuanto tarda en curarse y de qué depende?

Publicidad
Promedio: 5 (1 voto)
3108
0
1
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

El Esguince de tobillo no solo es el tipo más común de esguince, sino que, por desgracia, en ocasiones puede resultar una lesión grave y tediosa. Son variados los aspectos que pueden influir en la recuperación de una torcedura de tobillo, tenerlos presentes permitirá que el plazo de recuperación se menor y se obtengan mejores resultados a nivel funcional: 

Plazo de recuperación de un esguince de tobillo

Entre 10 minutos…. Y toda la vida
Entre 10 min y 30 días
Se puede obtener un proceso de curación total de un Esguince de Tobillo en aproximadamente 30 días, si se toman las medidas terapéuticas apropiadas para cada caso, también variando del grado de lesión, si ha sido leve el sobre-estiramiento del ligamento, el dolor generado durante la lesión puede tardar en resolverse unos 10 minutos. Un factor importante que influye en la pronta recuperación de un esguince o torcedura de tobillo es el tiempo en el que se toman medidas terapéuticas para solucionarlo, mientras más temprano se inicie el abordaje terapéutico adecuado mejores serán los resultados.

¿De qué depende?

Del grado de la lesión

El plazo de recuperación primeramente puede variar según la gravedad de la lesión, mientras más se vean afectados los ligamentos que estabilizan el tobillo, mayor será el tiempo que requerirá el organismo para reparar dicho daño. Dentro de los grados de lesión en caso de esguince de tobillo, encontramos tres, cuya gravedad dependen de la cantidad de fibras desgarradas y la intensidad de los síntomas en conjunto. Siendo así, los grados de esguince de tobillo son:

  • Primer grado: en éste esguince la integridad general del ligamento del tobillo se mantiene, por lo que sigue siendo funcional. Solo algunas fibras del ligamento sufren elongación. Se presenta con dolor leve en el tobillo al caminar. Los esguinces de tobillo de este nivel de gravedad suelen solucionarse en poco tiempo.
  • Segundo grado: en este esguince se evidencia una rotura significativa pero incompleta del ligamento del tobillo. Se presenta con dolor insoportable, hay limitación en el movimiento y se ve evidenciado un notable edema en el sitio de la lesión. Los esguinces de tobillo de este nivel de gravedad suelen solucionarse en pocos días.
  • Tercer grado: Se presenta en pocas ocasiones y es el nivel de lesión más grave, en donde el ligamento del tobillo se ve completamente roto. Deja a la persona afectada sin la capacidad de movimiento de tobillo, se presenta dolor, hinchazón y hematoma notable en la zona de la lesión. Los esguinces de tobillo de este nivel de gravedad suelen solucionarse en algunas semanas.

De la presencia o no de bloqueo articular 

Durante el proceso de curación de un esguince de tobillo, puede darse una restricción articular, por ejemplo, el bloqueo del astrágalo que dificulta considerablemente la recuperación funcional del tobillo a pesar de que la rotura o el desgarro del ligamento del tobillo han completado su proceso de regeneración.

De la inmovilización

De igual manera un tobillo inmovilizado por tiempo prolongado tiene menos posibilidades de una rápida recuperación, debido a que la inmovilidad trae consigo efectos adversos que retardan el proceso de curación del ligamento y además incrementa las posibilidades de que ocurra un esguince nuevamente, debido a que el tejido regenerado en inmovilización puede que no recupere ciertas funciones propioceptivas y funcionales del tobillo, por la formación de una cicatriz de mala calidad y la atrofia muscular por inmovilización. Por el contrario, un esguince de tobillo que es movilizado de manera temprana, incrementa el riego sanguíneo de la zona mejorando la llegada de células reparadoras e incrementa el drenaje de desecho producto de la lesión, mejora la alineación de fibras de colágeno del ligamento hacia la dirección correcta, brinda analgesia al tobillo, reduce los síntomas residuales tardíos y la inestabilidad del tobillo, por todo esto la movilización temprana permite un regreso temprano a las actividades de la vida diaria.

Del tratamiento en agudo

Nos referimos a los efectos del tratamiento temprano en las primeras horas después de la lesión, la movilización temprana realizada de manera controlada contribuye al drenaje del hematoma y el edema presente, contribuye a guiar y regular el proceso de reparación que se está llevando a cabo en el esguince de tobillo, evitando la inadecuada formación de tejido nuevo en el ligamento lesionado. De esta manera se puede conseguir una recuperación más rápida y sin efectos adversos a largo plazo.

Del seguimiento de los plazos y el tratamiento adecuado en cada uno

Aplicar el tratamiento en base a la fase de reparación tisular que se está llevando a cabo en el tobillo genera positivos resultados, ya que no se pone en sobre estrés a la estructura antes de haya cumplido su proceso de reparación. Por lo tanto, mientras se respete el proceso de reparación que ocurre dependiendo del grado de lesión, permite lograr los objetivos funcionales a corto y largo plazo.

¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
Promedio: 5 (1 voto)

comentarios (1)

Comentario

Imagen de wanda.sandoval@gmail.com
wanda.sandoval@gmail.com

Me esguincé el tobillo izquierdo, hace exactamente 14 días, aún no puedo caminar con normalidad. Me sacaron una radiografía, me pusieron una venda... dijeron que en 6 u 8 días, ya no dolería, que tratara de no moverlo... y ahora leo que NO ES recomendable inmovilizarlo, quizás por eso aun no sana. Aun siento dolor, ya no en extremo, pero no puedo apoyarlo sin cojear. ¿Tengo que preocuparme?, ¿Es normal?, ¿Estaría bien, que desde hoy me obligara a caminar normal?, en algún momento el dolor pasará, ¿o no?.

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar