Aprendiendo a analizar nuestra postura

Aprendiendo a analizar nuestra postura
arriba
Me gusta
8598
161
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

Llegados a finales de septiembre y con nuestra rutina casi asumida, nos damos cuenta que las horas de oficina empiezan a pasar factura a nuestra columna vertebral. Por eso en este artículo damos unos consejos básicos y sencillos que podrás utilizar para comprobar si tu postura es la correcta o si debes acudir a un profesional para corregir aquellas posturas dañinas para tu cuerpo.

¿Cómo puedes visualizar tu postura?

Lo primero que debes hacer es buscar un espejo de cuerpo entero y situarte descalzo frente a él. Si lo haces con ropa puedes utilizarla para ver si te queda igual en ambos lados. Si las mangas te llegan a la misma altura del brazo, si la caída de los hombros es simétrica o si el bajo de los pantalones llega al mismo sitio.

Si lo haces en ropa interior debes usar puntos de referencia anatómicos para poder analizar tu postura. Es una de las maneras más fáciles de conocer si tienes algún problema ya que en caso de duda puedes comparar una extremidad con otra y ver si hay anomalía o si lo que ves forma parte de tu constitución.

Comprueba que la distancia hombro-oreja es igual a ambos lados, así como si tienes los hombros a la misma altura.  Observa tus manos para ver si las dos están situadas igual o si una está más “escondida” que otra porque puede significar que tengas un brazo más adelantado que otro. También debes mirar las extremidades inferiores: si los rebordes óseos de caderas, rodillas y tobillos están simétricos o no y si se desvían en algún punto.

Para finalizar, hay que realizar una visión en conjunto. Para ello debes ver si estás inclinado o erguido. Recomiendo que te tomes tu tiempo porque al verte en el espejo puedes intentar estirarte para verte mejor, pero pasados unos minutos tu cuerpo tenderá a retomar su postura normal y ahí es donde te podrás hacer una idea clara de lo que haces mal. Además puedes girarte y observarte de un lado y del otro. Incluso puedes pedirle a algún familiar que te ayude a ver si él aprecia algo que a ti se te ha pasado por alto.

También sentado en una silla

Otra opción sería realizar este mismo proceso sentado en una silla. 

Para que nuestra posición fuera correcta deberíamos apoyar los pies en el suelo y tener caderas y rodillas en una flexión de 90º. El culo deberá estar situado en el fondo del asiento con toda la columna apoyada completamente en el respaldo. Si pasados unos segundos te cansas de la posición e intentas cruzar las piernas deber corregirte y volver a la sedestación correcta.

Sería muy interesante que enseñaras a tus hijos a observar su postura. De esa manera serían conscientes de lo que hacen mal y de que si mantienen esas posturas pueden desarrollar problemas de columna a corto, medio y largo plazo. También pueden servirnos para detectar patologías tales como cifosis o escoliosis que en la etapa de crecimiento pueden tratarse pero que si no se cuidan pueden ocasionar muchos problemas en la adolescencia y edad adulta.

¿Cómo sentarse bien en el trabajo?

Cuando estás sentado en el trabajo trabajando frente a un ordenador tu postura puede que no sea la correcta. No importa si tienes una silla último modelo o un escritorio muy ostentoso, tu postura puede que te haga más propenso a futuras lesiones. ¿Quieres saber cuál es la verdadera postura que debes adoptar frente al ordenador? Pues en el siguiente vídeo te explicamos todo: cómo debes de colocar tus rodillas y cadera, cómo debe de estar la espalda, cuál es la altura correcta que debe tener tu silla, en qué zona de la silla debes de sentarte,… Entre muchos otros consejos.

Cómo corregir la postura con ejercicio

La columna lumbar es una de las zonas que más sufre cuando permanecemos largos períodos de tiempo sentados. ¿Por qué? Porque es la zona que recibe todo el peso, además de que tendemos a sentarnos de manera incorrecta (lo cual hace que se multiplique las cargas a nuestra columna). Esto traerá como consecuencia a largo plazo trastornos como lumbalgias por hernias discales, hipecifosis, etc. Una manera de evitar o aliviar todos estos problemas derivados de estar sentados en el trabajo por largas horas es ejercitándose mientras trabajas.

Higiene postural en el trabajo. Ejercicios de báscula pélvica. 

 En el siguiente vídeo te explicamos el ejercicio de báscula pélvica, el cual podrás realizar en cualquier momento en el que te encuentres trabajando.

En los siguientes enlaces podrás encontrar diversos vídeos acerca de ejercicios que puede ejecutar para corregir esas posturas viciosas, tanto erguidos como sentados en el trabajo. 

Cómo corregir la postura de la espalda encorvada mediante ejercicios, auto-masajes y estiramientos.

En este vídeo se explican ejercicios interesantes para corregir la postura si tienes espalda encorvada.

Cómo corregir la postura de los hombros caídos mediante ejercicios, auto-masajes y estiramientos

En este vídeo se explican ejercicios interesantes para corregir la postura si tienes hombros caídos.

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar