Dispareunia y Vaginismo: qué son y cómo se tratan

Dispareunia y Vaginismo: qué son y cómo se tratan
  • Imagen de Adriana Hernández
    Adriana Hernández
    Fisioterapeuta / Ergonomía / Sist. Musculoesquelético

    Soy Fisioterapeuta egresada del Colegio Universitario de Los Teques Cecilio Acosta, con un diplomado en Ergonomía y formación en diferentes técnicas y métodos fisioterapéuticos como el cupping terapéutico, kinesiotaping, relajación miofascial, drenaje linfático y goniometría ocupacional.

Promedio: 5 (1 voto)
1782
0
0

Comprar libro Fiit concept - Comprendiendo tu dolor

Poco se habla del dolor en las relaciones sexuales a pesar de que es un problema bastante común dentro de la población femenina, ya que puede afectar a mujeres de todas las edades. Suele producirse por diferentes causas, las cuales se asocian a problemas físicos o psicológicos. En ese sentido, es un tema que queda entre las sombras y se hace pasar como algo normal, sin embargo, nada más alejado de la realidad porque el acto sexual debe producir es placer en todos los sentidos, por lo que al estar en presencia de un dolor antes, durante o después del coito o penetración es de hecho, una disfunción sexual puesto que afecta la calidad de vida a nivel emocional, físico y social.

dispareunia y vaginismo

¿Qué es una disfunción sexual?

Se le conoce como disfunción sexual a todo aquello que ocasione molestia o incomodidad al realizar el acto sexual, es decir, una dificultad a nivel físico, psicológico, emocional o social que altera la respuesta sexual y provoca preocupación. En ese sentido, una disfunción sexual es considerada un trastorno ya que afecta la salud y bienestar de la persona. 

"Se le conoce como disfunción sexual a todo aquello que ocasione molestia o incomodidad al realizar el acto sexual."

De manera general, una disfunción sexual puede producirse a nivel fisiológico y/o emocional, produciendo síntomas que van desde poco deseo sexual, problemas de excitación, trastornos orgásmicos y dolor en la penetración. En el caso del dolor, este puede ser producto de una dispareunia o vaginismo, afecciones que afectan de manera orgánica a la vagina y suelo pélvico.

Causas del dolor en las relaciones sexuales

El origen del dolor en las relaciones sexuales es multifactorial, ya que puede deberse a problemas físicos, psicológicos o emocionales. De manera particular, las causas físicas que se asocian a este se suelen producir al momento de la penetración, es decir, antes, durante o después del acto sexual, por lo cual algunos de los factores a tener en cuenta son:

  • Falta de lubricación: esto suele producirse cuando no hay suficiente estimulación previa, o producto a una disminución de estrógenos posterior al trabajo de parto, la lactancia materna o la menopausia. 
  • Lesiones, traumatismo o irritación: estas afecciones pueden ser producto de una cirugía pélvica, accidentes o episiotomias.
  • Inflamación, infección o trastorno en la piel: las infecciones urinarias o infecciones en la vía vaginal pueden generar dolor en las relaciones sexuales
  • Vaginismo: la contracción involuntaria de la musculatura vaginal puede generar dolor durante la penetración.
  • Problemas en la vagina al nacer: la mala formación o el mal desarrollo de la vagina puede ser una causa de dolor durante el acto sexual y por ende la dispareunia.
  • Enfermedades o afecciones: algunas enfermedades como la endometriosis, el prolapso uterino, los fibromas, hemorroides, disfunción del suelo pélvico, entre otras enfermedades pueden desencadenar dolores intensos tras la penetración profunda.
  • Cirugías o tratamientos médicos: las cicatrices tras la realización de una cirugía como la histerectomia o los tratamientos contra el cáncer pueden generar relaciones sexuales dolorosas.

Dispareunia y Vaginismo

La dispareunia es un dolor genital permanente o recurrente que suele producirse antes, durante o después del acto sexual producto de ciertos factores tanto físicos como psicológicos.

Por otra parte el vaginismo se define como la imposibilidad del acto de penetración, colocación de un tampón o examen ginecológico producto del espasmo involuntario de la musculatura vaginal.

Causas de la dispareunia y del vaginismo

Las causas de la dispareunia y el vaginismo pueden estar relacionadas  a diferentes factores que van desde componentes físicos, hormonales como psicoemocionales, de acuerdo a cada una de las características de estas dos disfunciones podrían desencadenarse por:

Causas de la dispareunia

El dolor genital en penetración puede estar asociado a varios factores pero mayormente a causas orgánicas en las que existan lesiones o cicatrices por cirugías pélvicas, infecciones urinarias o de la piel, problemas morfológicos de la vagina o el útero y en un pequeño porcentaje debido a factores psicológicos donde no existe una buena lubricación y función erótica previa al acto sexual, un hecho emocional importante como el tener nueva pareja, sufrir depresión, estrés post traumático, abusos, etc.

Causas del vaginismo 

El primer factor desencadenante del vaginismo es el psicológico, el cual va de la mano de abusos, miedos, problemas de pareja o de una buena educación sexual, para ello es importante el apoyo ante un profesional para lograr dar con la causa real de esta disfunción, que además es casos muy escasos están relacionados con factores orgánicos asociados a malformaciones de la vagina, hímen imperforado o rígido, endometriosis y problemas del clítoris, entre otros.

Tipos de dispareunia y tipos de vaginismo

Existen algunas clasificaciones de la dispareunia y vaginismo importantes de conocer para saber con exactitud en qué nivel o grado puede encontrarse esta disfunción sexual:

Tipos de dispareunia

  1. Dispareunia superficial: los síntomas dolorosos de este tipo de dispareunia se dan a nivel del vestíbulo, clítoris o labios, y puede deberse a diferentes causas que van desde falta de lubricación, problemas hormonales, problemas dermatológicos, episiotomias, hipertonia del a musculatura perineal o déficit de elasticidad. 
  2. Dispareunia media: este dolor es localizado un poco más profundo aunque es posible que no se permita la penetración completa o con dificultad. Puede estar asociada a fibrosis,  hipertonia de músculos pélvicos como el obturador interno o afecciones uretrales. 
  3. Dispareunia profunda: en este tipo de dispareunia el dolor está referido al tope de la penetración y es descrito como un dolor profundo, intenso y punzante en la zona del bajo vientre. Ante este tipo de dispareunia es importante descartar congestiones en los  fondos del saco vaginal, problemas vasculares, malposiciones del útero, hipermovilidad o hipomovilidad del útero, problemas en los ovarios, afecciones del cuello uterino,endometriosis, histerectomía o inflamación intestinal.

Tipos de vaginismo 

  1. Vaginismo primario: este suele presentarse en los inicios de intento de penetración, está relacionado en ocasiones con un trastorno de la función erótica producto de problemas psicológicos debido a abusos o falta de educación sexual. 
  2. Vaginismo secundario: en este tipo de vaginismo la mujer anteriormente ya tenido relaciones sexuales, pero los sintomas aparecen posteriormente a causa de un trauma psicoemocional, algun problema medico o funcional que genere una dispareunia. 

Factores de riesgo y factores agravantes 

Existen ciertos factores que pueden aumentar y agravar el riesgo de sufrir o tener una disfunción sexual como lo es la dispareunia y el vaginismo algunos de ellos son:

  • Tener antecedentes de abusos sexuales
  • Sufrir de depresión o ansiedad 
  • Estar bajo medicación con antidepresivos o antihipertensivos 
  • Sufrir de alguna enfermedad cardíaca o cardiovascular  
  • Tener problemas ginecológicos como atrofias vaginales o infecciones 
  • Tener problemas de pareja que generen estrés emocional o psicológico
  • Presencia de lesión en la médula espinal o esclerosis múltiple

Síntomas de la dispareunia y el vaginismo

De acuerdo al tipo de disfunción sexual se podrán presentar variados signos y síntomas característicos de cada afección estos son:

Síntomas de la dispareunia

  • Presencia de dolor genital antes de iniciar, durante o despues de la penetración 
  • Dolor a la penetración incluso de un tampón
  • Dolor de tipo urente (que arde) o punzante que puede durar horas despues de las relaciones sexuales

Síntomas del vaginismo 

  • Aumento de la lordosis lumbar o arqueamiento de la espalda
  • Contracción de la musculatura abductora o cierre de piernas
  • Espasmos involuntarios de la musculatura lisa del tubo vaginal
  • Hipertonia del suelo pélvico

Diferencias entre dispareunia y vaginismo

Conocer a detalle cuales son las diferencias entre la dispareunia y el vaginismo te ayudará a saber con exactitud si estás o no padeciendo de alguna de estas disfunciones sexuales. En primer lugar y la principal diferencia es entender que la dispareunia es el dolor genital relacionado al coito, mientras que el vaginismo es un espasmo muscular involuntario que impide la penetración.

"La dispareunia es el dolor genital relacionado al coito, mientras que el vaginismo es un espasmo muscular involuntario que impide la penetración."

Cualquiera de estas disfunciones puede estar desencadenada por factores causales parecidos pero lograr diferenciar entre dolor e impedimento del coito es clave para dar con diagnóstico y posterior tratamiento acorde a cada situación.

Tratamiento de la dispareunia

Los diferentes tipos de tratamiento a utilizar dependen de la causa y el tipo dispareunia presente, por lo que en ocasiones será necesaria la intervención de varios especialistas, algunos de medios utilizados son:

  1. Medicamentos específicos en casos de existir afecciones que generan molestias como la gonorrea, clamidia o tricomoniasis
  2. Utilización de estrógenos ya que la reducción de los niveles de estrógenos puede provocar síntomas de sequedad vaginal, ardor, picor, y problemas como la incontinencia 
  3. Fisioterapia uroginecológica a fin de mejorar y tratar la musculatura perineal y pélvica 
  4. Terapia psicológica personalizada y en pareja 

Tratamiento del vaginismo

Tomando en cuenta la causa real del vaginismo parte del tratamiento utilizado consiste en la combinación de fisioterapia uroginecológica en la que se ponen practica rutinas de ejercicios para el suelo pélvico y psicoterapia que ayudarán a mejorar los posibles conflictos internos que se tienen alrededor de la esfera sexual y/o sexualidad.

Referencias Bibliográficas

  • Disfunción Sexual en la Mujer: Vaginismo, Dispareunia y Anorgasmia. : Sara Esparza, S.L. (s/f). Sara Esparza, S.L. disponible en: Rehabilitación del suelo pélvico
  • Kaplan, H. S. (1991). Disfunciones sexuales. Grijalbo. Disponible en: Plannedparenthood
  • Relaciones Sexuales Dolorosas: ¿Vaginismo o dispaurenia? - Sexología. (2017, marzo 16). Disponible en: Centta.es
¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!
Promedio: 5 (1 voto)

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar