Helioterapia: el sol será tu medicina

Helioterapia: el sol será tu medicina
arriba
Me gusta
15912
100
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

La Helioterapia es la aplicación de los rayos solares con fines terapéuticos y preventivos. Como seres vivos que somos, estamos muy influenciados por la naturaleza. Y el astro rey es imprescindible para la vida en nuestro planeta. Por lo tanto, sus efectos son fundamentales para nuestro bienestar.

Desde la antiguedad, el hombre ha tenido en cuenta los rayos solares para las cosechas, la orientación de las viviendas y edificaciones... y por supuesto, para mejorar su salud.

Sol

El sol tiene 3 tipos de radiaciones:

  • Ultravioletas (UVA, UVB, UVC) el 1% del total
  • Luz visible: 40% del total
  • Infrarrojas: 59% del total

Cada una de estas radiaciones tiene un efecto específico. Así como distintos niveles de penetración.

Efectos de las radiaciones solares en nuestro cuerpo 

  • Aumentan la temperatura corporal (mejorando los procesos metabólicos y tróficos)
  • Vasodilatación en la periferia
  • Aumentan la sudoración
  • Pigmentan la piel
  • Hipotensión arterial
  • Mejora la cicatrización de heridas
  • Estimula el sistema inmunológico
  • Mejora la actividad tiroidea
  • Efecto antidepresivo
  • Efecto bactericida
  • Transforma la provitamina D en vitamina D. Y ésta hace asimilar el calcio y el fósforo. Así, es fundamental para mantener los huesos fuertes. Así como para procesos artrósicos, osteoporosis, raquitismo...

Indicaciones de la Helioterapia

La Helioterapia ha sido utilizado para:

  • El acné, psoriasis y otros trastornos de la piel
  • Estimulación y relajación muscular
  • Trastorno afectivo estacional
  • Reducir el olor corporal
  • Impulsar el sistema inmunológico del cuerpo para el tratamiento de SIDA
  • La reducción de recuento de bacterias hasta de un 50% en infecciones
  • Descontaminar las transfusiones de sangre
  • La reparación del ADN
  • Irradiar la sangre de pacientes con cáncer
  • Hiperbilirrubinemia ​(ictericia neonatal)

Contraindicaciones de la Helioterapia

  • Fotosensibilidad
  • Eritema solar
  • Tuberculosis pulmonar
  • Hipertermia y estados febriles
  • Estados infecciosos
  • Enfermedad de Adisson

Metodología de aplicación de la Helioterapia

  • Aplicación local
  • Aplicación general

Dentro de la aplicación general, la TÉCNICA PROGRESIVA (Rollier) es la más aceptada. Se divide el cuerpo en 5 secciones:

  • Zona 1: pies y tobillos 
  • Zona 2: piernas
  • Zona 3: muslos y manos
  • Zona 4: caderas-vientre y antebrazos
  • Zona 5: tórax y brazos

También divide el cuerpo en zona anterior y posterior. Protege la cabeza. No irradiarla nunca. Iniciarás por la zona anterior del cuerpo:

  • 1er día: 5 minutos en la zona 1
  • 2do día: 5 minutos en zona 2 + 10 minutos en la zona 1
  • 3er día: 5 minutos en zona 3 + 10 minutos en la zona 2 + 15 minutos en la zona1

Se irá progresando de esta forma:

  • 6to día: se irradiará el cuerpo por su zona anterior 25 minutos.
  • 7mo día: se inicia el proceso igualmente por la zona posterior.

Luego puedes ir alternando la zona anterior con la posterior. Ir aumentando el tiempo de exposición. Pero no superar los 40 minutos de exposición en ninguna zona nunca, ese es el límite. Y evita el sol entre las 12.00 y las 17.00 de la tarde. Así como temperaturas muy elevadas.

No encontrarás medicina más barata. Siempre con las debidas precauciones, por supuesto. Sobre todo no excederse nunca en el tiempo. No te arrepentirás.

Añadir nuevo comentario