Esguince de rodilla. Cuanto tarda en curarse y de qué depende??

Publicidad
No hay votos
95
0
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

Los esguinces en la rodilla son lesiones frecuentes que en caso de sólo verse afectados los ligamentos los períodos de curación pueden ser entre 10 minutos a 6 semanas dado que la rodilla es una articulación bastante grande, que está bajo una gran carga constante y es difícil de proteger entre otros factores que influyen en el plazo de recuperación de un Esguince de Rodilla, si quieres conocerlos presta atención a la información que acá te brindaremos:

Plazo de recuperación de un esguince de rodilla

Entre 10 minutos y 6 semanas…. Toda la vida
La duración de la curación de un esguince de rodilla depende de diversos factores individuales, pero generalizando, el plazo de recuperación puede ocurrir entre 10 minutos hasta 6 semanas. Dependiendo de la gravedad del esguince, el grado de la lesión y la atención temprana puede algunas veces variar considerablemente el tiempo de recuperación.

¿De qué depende?

Del ligamento lesionado

Los ligamentos no cuentan con el suficiente riego sanguíneo como otras estructuras, por lo que la curación de los mismos puede ser tardía. De igual manera, existen ligamentos con mayor suministro de sangre, lo que permite que algunos tengan un mejor potencial de curación que otros, por ejemplo, el ligamento cruzado anterior posee un suministro deficiente de sangre, por lo que tiene un poder de curación menor a los demás, por lo cual para iniciar un proceso de curación es posible que requiera medidas quirúrgicas. Sin embargo, los ligamentos colaterales mediales y lateral tienen un gran potencial de cicatrización por lo que su proceso de curación es diferente, siendo este más corto.

Del grado de lesión

El periodo de recuperación también puede variar según la gravedad de la lesión del ligamento, siendo estas las siguientes:

  • Grado I: aquí se presenta una distensión del ligamento sin separación de las microfibrillas que componen al mismo, generalmente sanan en unos días y la fuerza máxima del ligamento ocurrirá después de varias semanas, cuando las fibras de colágeno hayan madurado.
  • Grado II: aquí se presentan divisiones parciales y la movilidad de la rodilla disminuye significativamente, generalmente puede volver a la actividad una vez que la articulación esté estable y ya no se presente dolor. Este proceso puede tomar hasta tres semanas.
  • Grado III: aquí se presenta una rotura absoluta del ligamento, acompañado de dolor e inflamación severa. Ya que existe un movimiento restringido, una inestabilidad articular y la pérdida de movilidad de la rodilla, en estos casos el proceso de curación es más tardío y en ocasiones para lograrlo puede que requiera una intervención quirúrgica. La curación puede tardar 6 semanas y hasta varios años para lograr el funcionamiento normal del ligamento afectado.

Del tratamiento en agudo

Mientras antes se incentive la contracción y la movilidad, mayores serán las probabilidades de que las fibras de colágeno de los ligamentos se alinean eficientemente, evitando la presencia de fibrosis que desmejoran su apariencia y funcionamiento.

De la inmovilización o estimulación

Si se promueve la inmovilización se disminuye el riego sanguíneo, por lo que disminuye la llegada de componentes reparadores, los fibroblastos sintetizan de manera inadecuada los componentes de la matriz extracelular, generando que las fibras de colágeno que componen el ligamento se encuentran desorganizadas, lo que resulta en un ligamento reparado no funcional, que puede estar propenso a sufrir nuevas lesiones bajo cargas menores. Si la rodilla fue movilizada y estimulada estos procesos no ocurren, por lo que se obtiene unas fibras de colágenos bien alineadas, que influyen en la restauración de un ligamento con buena forma, resistente a las tensiones o cargas.

Del seguimiento de los plazos y el tratamiento adecuado en cada uno

Si se toma en consideración los plazos de reparación tisular de los ligamentos y en consecuencia se inician el abordaje terapéutico en cada uno plazos, se puede asegurar el cumplimiento de los procesos de regeneración, evitando la formación de un tejido mal curado disfuncional. Siendo así, inmediatamente después del esguince de la articulación de la rodilla, la fase inflamatoria se extiende de uno a cuatro días, aquí es importante fomentar el control de la inflamación y manejo del dolor, que contribuye a restaurar la movilidad de la rodilla. Seguidamente en otras dos semanas, se da la primera curación del tejido conectivo dañado en la rodilla, por lo que la misma no debe cargarse exageradamente solo ligeramente para mejorar la alineación paralela de las fibras de colágeno. Ya culminado las seis semanas, en las cuales se lleva a cabo la auto reparación final del área de la rodilla dañada, la misma depende de las condiciones físicas individuales y los estímulos pertinentes que se realicen sobre el mismo, evitando que el proceso de curación se desvíe de su curso.

¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
No hay votos

Añadir nuevo comentario

Log in or register to post comments