Estoy embaraza. ¿Debo dejar de entrenar?

Estoy embaraza. ¿Debo dejar de entrenar?
arriba
Me gusta
10992
355
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

El entrenamiento es muy importante hoy en día, por ello muchas mujeres sienten dudas o angustia cuando están embarazadas ya que no saben si deben modificar su entrenamiento, si han de cambiar el deporte que practican o si por el contrario pueden seguir tranquilamente con su rutina habitual.

En este artículo tratamos de abordar el tema de una manera clara y sencilla, mostrándote los beneficios que reporta el ejercicio físico tanto para el bebé como para la futura mamá, pero recuerda que si tienes dudas puedes acudir a tu fisioterapeuta habitual y preguntarle.

¿Debo realizar actividad física en el embarazo?

Antes existía la creencia de que en el embarazo lo mejor era el reposo, existía una creencia (aún hoy extendida en muchos casos) de que el embarazo se asemeja a una enfermedad y por ello la mujer no debe practicar deporte y además debe evitar muchas otras actividades.

Afortunadamente, desde hace 20 años los estudios están demostrando que la actividad física no solamente no es perjudicial, sino que además va a reportar numerosos beneficios a la madre, mejorando su calidad de vida disminuyendo los dolores, mejorando el sueño y el descanso, mejorando el bienestar psicológico y preparando el cuerpo para el parto, pero además también van a reportar numerosos beneficios para el bebé.

Debemos de tener en cuenta que el embarazo va a suponer un cambio a nivel de los sistemas hormonal, metabólico, respiratorio, cardiovascular, y músculo-esquelético, es decir, de manera directa o indirecta va a afectar a todo nuestro organismo, además el parto supone un esfuerzo físico muy grande, por ello debemos de preparar al organismo para estos cambios y no hay mejor manera que hacerlo mediante la actividad física y el embarazo.

Beneficios de la actividad física para la madre 

Existen numerosos beneficios destacan los siguientes:

  • Ayuda a controlar el peso corporal de la embarazada: durante el embarazo es normal la ganancia de peso, pero esta debe ser controlada puesto que el aumento de paso descontrolado puede traer a su vez consecuencias negativas como puede ser la diabetes de la embarazada.
  • Favorece que se adopte una postura correcta: la relaxina es la hormona responsable de los cambios que se producen en el cuerpo de la embarazada, principalmente porque aumenta la elasticidad de los ligamentos, así se producen cambios en la postura como son el aumento de la curva lumbar, la apertua de las caderas, la orientación de los pies hacia fuera…y un correcto estado de los músculos y ligamentos ayuda a evitar que estos cambios de la postura sean nocivos.
  • Mejora de la fuerza del tronco (abdomen, lumbar pelvis) por lo que se va a facilitar el parto.
  • Mejora de la circulación, es habitual, especialmente en los últimos meses de embarazo retener líquidos, por lo que la mejora de la circulación y del retorno venoso especialmente mejora mucho la calidad de vida de la madre.
  • Mejora de la respiración, muy importante dada la relevancia de la respiración en el parto.

En el embarazo es habitual la presencia de molestias gástricas y de estreñimiento, especialmente si se toman suplementos de hierro, el ejercicio va a activar el metabolismo y los movimientos del intestinoy por tanto va a acelerar el tracto digestivo.

  • Ayuda a dormir mejor, el descanso es esencial para reponer la energía consumida durante el día y el sobreesfuerzo físico que supone el embarazo. Muchas mujeres refieren que esta es la principal ventaja de la práctica de ejercicio.
  • Mejora el aspecto físico en general, disminuyendo la aparición de estrías y varices, además va a mejorar el auto-estima, las mujeres que practican ejercicio sienten que tienen mejor aspecto y además se sienten útiles.
  • La liberación de hormonas que se produce con el ejercicio da lugar a una mayor relajación y sensación de bienestaren la madre. Facilitando el control del estrés y de la ansiedad.
  • El no haber dejado de llevar a cabo una actividad física regular (en algunos casos el embarazo implica también el inicio de la práctica de ejercicio) va a dar lugar a una recuperación mucho más rápida del estado físico previo al embarazo.
  • Diversos estudios determinan que las mujeres que llevan a cabo una actividad física durante la gestación tienen embarazos ligeramente más cortos (unos 5 días), además de facilitar el parto tanto en el periodo de dilatación como el de expulsión.

Beneficios de la actividad física para el bebé

  1. El niño va a recibir mayor oxigenación a través de la sangre, esto va a favorecer una correcta formación de todos los órganos del bebé.
  2. Mejora del metabolismo general del bebé.
  3. El bebé va a estar más relajado por las hormonas que recibe a través de la sangre que le aporta la madre.
  4. El movimiento va a generar un masaje en el niño, lo que le va a producir importantes estímulos en el bebé.

Con todos los beneficios que te mostramos en el artículo realmente ¿aún te quedan dudas? Coge las zapatillas y empieza a practicar alguna actividad deportiva, en siguientes artículos te indicaremos las más adecuadas y los ejercicios que debes evitar

Pilates en el embarazo

El Pilates es uno de los ejercicios más beneficiosos para realizar en el embarazo ya que nos permite mejorar nuestro control corporal, mantener en buen tono nuestra musculatura pélvica y paravertebral y además, se trabaja un aspecto muy importante durante el parto que es la "respiración". Por otro lado, estabiliza nuestra columna vertebral. 

Método pilates durante y despues del embarazo - Pilates Barcelona​

En este vídeo os contaremos los beneficios del Método Pilates durante el embarazo y después del mismo. 

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar