RELAJACIÓN. Guía para principiantes que se inician en estos ejercicios

Publicidad
  • Imagen de Tomás Bonino
    Tomás Bonino
    Fisioterapeuta / Osteopatía estructural y ftp. deportiva
Promedio: 4.5 (2 votos)
611
0
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

La relajación del cuerpo es tan importante como la actividad física. Es por ello que a continuación os compartimos un excelente ejercicio de relajación ideal para aquellos que se están iniciando en esta práctica. Conoce todos los detalles a continuación. 

¿Qué son los ejercicios de relajación?

Los ejercicios de relajación corresponden a todos aquellos movimientos corporales que junto con la respiración, contribuyen a disminuir sensaciones negativas como el estrés, la ansiedad o el nerviosismo. Los mismos tienen como objetivo liberar la tensión de los músculos, despejar los pensamientos negativos y permitir un mejor descanso, todo ello de manera sencilla y natural. 

Ejercicios de relajación - Principiantes

Lo primordial a tomar en cuenta al momento de realizar un ejercicio de relajación, es encontrar un espacio en donde te sientas realmente cómodo, es decir, un espacio libre de ruidos molestos, donde te encuentres solo y en tranquilidad sin riesgo de que se entorpezca la serenidad del momento, etc.

Además, es importante que el paciente sienta y entienda, que es la tensión y que es la relajación, ya que muchas veces ni siquiera sabemos cómo relajarnos. Para ello te explicaremos con las distintas partes del cuerpo las diferencias entre encontrarse en tensión y encontrarse en relajación.

A continuación, te mencionamos paso a paso de que van estos increíbles ejercicios de relajación.

Espacio

El lugar o espacio que escojas es pieza fundamental dentro de la relajación, por ello escoge un lugar ameno, sereno y silencioso, ambiente y temperatura agradable, buen olor, etc. Todos estos aspectos aunque parezcan poco importantes, la verdad es que son sumamente necesarios para alcanzar un verdadero estado de relajación que te permita aprovechar todos los beneficios de los ejercicios. 

Tensión - relajación

Primero comienza por tus brazos, y ténsalos fuertemente para luego relajarlos. Esto te permitirá percibir la diferencia entre una zona en tensión y una zona que se encuentra relajada. Una vez lo hayas practicado suficientes veces pasa a otra zona del cuerpo para que también percibas la diferencia, como por ejemplo, las piernas. 

Derretimiento

En una posición en la cual tú te sientas cómodo o cómoda y vas a imaginar que tu cuerpo se está derritiendo como mantequilla, como si fuésemos líquido que se expande por el suelo. 

Respiración

Sin realizar mayor esfuerzo debemos concentrarnos para aplicar la técnica anterior junto con ésta. Lo que se quiere con esta técnica es llevar el aire hacia el diafragma (el diafragma es el principal músculo de la respiración que tiene un nervio llamado vago que al trabajar la respiración hace que nos relajemos de manera general).

Último ejercicio

Este último paso consiste en buscar una posición en la cual nos sintamos cómodos (la de tu preferencia) y vas a proceder a imaginar o pensar en situaciones/momentos de tu vida que te hayan generado placer, bienestar, felicidad, que te hayan gustado o alegrado. Ahora bien, en un nivel principiante es necesario que te concentres en solo un pensamiento. Sabemos que nuestra mente vive constantemente en pensamientos que van y vienen, pero es necesario que con mucha concentración te centres en solo uno y lo fijes en tu mente.

Un consejo que te compartimos es que realices esto con los ojos cerrados, ya que de esta manera es mucho más sencillo evocar a nuestra mente pensamientos, olores, recuerdos, momentos, etc. Y de esta manera hacer el ejercicio mucho más sencillo para ti   

¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
Promedio: 4.5 (2 votos)

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar