Encuentra tu clínica más cercana

Mapa de provincias de España A CORUÑA PONTEVEDRA OURENSE LUGO ASTURIAS LEÓN ZAMORA SALAMANCA CÁCERES BADAJOZ HUELVA SEVILLA CADIZ CANTABRIA PALENCIA VALLADOLID ÁVILA TOLEDO CIUDAD REAL CÓRDOBA MÁLAGA BURGOS SEGOVIA SORIA VIZCAYA GUIPUZCOA ÁLAVA LA RIOJA MADRID NAVARRA GUADALAJARA CUENCA ALBACETE JAÉN GRANADA ALMERÍA MURCIA HUESCA ZARAGOZA TERUEL CASTELLÓN VALENCIA ALICANTE LLEIDA TARRAGONA BARCELONA GIRONA SANTA CRUZ DE TENERIFE LAS PALMAS BALEARES CEUTA MELILLA

¿Cómo es la cirugía de una luxación de rótula?

¿Cómo es la cirugía de una luxación de rótula?
No hay votos
248
0
0

Muchas veces cuando se presenta un traumatismo que compromete la movilidad de la rodilla debido a una lesión en la rótula, resulta necesario realizar un procedimiento quirúrgico para devolver el hueso sesamoideo a su posición normal y para reparar las demás estructuras afectadas. Pero debido a que no todos los pacientes con luxación de rótula presentan las mismas características clínicas ni tampoco los mismos tejidos lesionados, es necesario que se evalúe correctamente para poder determinar si necesitará o no una operación, la cual cumple con una serie de pasos antes y después para que sea considerada efectiva, es decir para que la persona pueda volver a sus actividades cotidianas. 

"El paciente con luxación de rótula no necesariamente necesita de cirugía, pero cuando la situación se vuelve limitante es un planteamiento que surge durante el tratamiento"

¿Cuáles son las indicaciones de la cirugía en luxación de rótula?

La luxación de rótula es una de las lesiones que más suelen presentarse en las rodillas de las mujeres que realizan deportes, por lo que es una entidad clínica que debe ser abordada de forma adecuada para evitar que se repita nuevamente. Es decir, esta lesión al ocasionar distensión o rotura de algún ligamento, cuando no es tratada rápidamente suele ser recurrente es por eso que en algunas ocasiones se debe pensar en otro tratamiento menos conservador, pero que permita a las estructuras de la rodilla volver a su posición fisiológica y es cuando el médico plantea el procedimiento quirúrgico, el cual además de ser indicado en recidivas también se emplea para las siguientes situaciones: 

  1. Desgaste del cartílago articular.
  2. Rotura de los ligamentos que soportan la articulación.
  3. Lesión del hueso subcondral.

¿De qué se trata la cirugía de la luxación de rótula?

Como ya sabemos no todos los casos de luxación de rótula requieren de operación, sin embargo en los pacientes que tienen lesiones frecuentes de la patela, si resulta necesario realizar una cirugía para reparar el daño y evitar que sigan las recidivas, esto se debe a que se convierte en un problema y una limitación para realizar múltiples actividades de la vida diaria. Por lo que en esas situaciones el procedimiento quirúrgico va a ser abierto y en cuanto a la profundidad de la apertura esta va a depender de los ligamentos distendidos. 

Ahora bien, existen otros datos que valen la pena mencionar, ya que son importantes para los pacientes que requieren de cirugía, por lo que en el siguiente vídeo se muestran los pasos a seguir y que esperar de la operación de rodilla:

¿Cómo es la preparación para la cirugía de la luxación de rótula?

Debido a que la luxación de rótula suele ser ocasionado por un traumatismo que involucra de forma directa a la articulación de la rodilla, es decir que se presenta de forma brusca, generalmente el paciente no tiene tiempo para recibir una preparación antes de la cirugía, sin embargo cuando son lesiones recidivantes la persona suele asistir a fisioterapia como parte del tratamiento conservador, por lo que durante esas sesiones recibe intervenciones que ayudarán a preparar los músculos para el procedimiento quirúrgico.

Entonces, en las sesiones de fisioterapia se suele realizar lo siguiente:

  1. Ejercicios de fortalecimiento del cuádriceps y de la musculatura de la cadera. Esto ayudará a que no se creen compensaciones en la pierna operada.
  2. Trabajo de la marcha y de las transferencias.
  3. Entrenamiento de la propiocepción mediante el uso de balones bosu y de tablas de equilibrio.
  4. Crioterapia para aliviar el dolor.

¿Qué situaciones se deben evitar después de una operación para reducir la luxación de rótula?

Posterior a una cirugía de rodilla, la cadera y el tobillo comienzan a compensar los movimientos que se dificultan por la operación, por lo que existen situaciones que se deben incluir y otras que se deben evitar para poder lograr la recuperación total del paciente. Por lo tanto, durante los primeros días no se recomienda cargar peso, intervenir en actividades que requieran mucho esfuerzo físico, así como también se debe hacer uso de la férula o del vendaje de inmovilización, y finalmente es importante que se apoye el pie desde el momento que lo indica el médico y no antes ya que la rodilla va a pasar por un proceso nuevo para adaptarse a los cambios que surgieron con el procedimiento. 

"La rodilla es una zona que brinda estabilidad a la pierna, por lo que en casos de dolor por lesión de algún ligamento o hueso, es necesario realizar un abordaje médico completo"

¿Cuáles son los ejercicios que se realizan después de la operación de una luxación de rótula?

Una vez que el paciente ha salido de la cirugía, se debe iniciar con el tratamiento de fisioterapia, el cual además de incluir ejercicios para incrementar la fuerza muscular del cuádriceps, también incorpora técnicas pasivas para disminuir el dolor y la inflamación, ejercicios propioceptivos de las extremidades inferiores, entrenamiento del equilibrio y reeducación de la marcha, los cuales buscan a posterior evitar la presencia de otras lesiones. 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!
No hay votos

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar