Corpúsculo de Merkel o receptores del tacto

Definición

Los corpúsculos de Merkel también llamados terminaciones nerviosas son unos discos sensitivos de la piel que se encargan de recibir y transmitir al cerebro los cambios tanto de la presión como de las texturas.

En el cuerpo humano podemos encontrar infinidades de terminaciones y receptores que se encargan de recoger toda la sensibilidad, presión, dolor, tacto y temperatura tanto de la piel como de los órganos internos. Los corpúsculos son algunos de esos elementos sensitivos.

¿Para qué sirven los corpúsculos de Merkel?

Todos los corpúsculos cumplen con funciones diferentes, en el caso de Merkel recibe los cambios que se producen en la presión y en las texturas; Pacini también actúa ante las presiones pero la que es profunda y en las vibraciones; Meissner se encarga del tacto ligero; Ruffini cuando hay calor y Krause cuando hay frío.

"Responden ante las presiones y las texturas"

¿Dónde se encuentran los corpúsculos de Merkel?

Además de estar localizados en la dermis de la piel también se ubican en los dedos. En los dedos son muy importantes y mucho más sensibles que en otras zona del cuerpo, ya que cuando queremos determinar una textura, usamos los extremos de los dedos para tocar.

¿Qué enfermedades afectan a los corpúsculos de Merkel?

Referente a las enfermedades que alteran a las células nerviosas de Merkel, estos suelen ser los trastornos en los que se produce un bloqueo que impide el traslado de la señal nerviosa hacia el cerebro.

Entonces ese bloqueo hace que la persona no reciba la respuesta por parte del sistema nervioso central, ocasionando así que no responda adecuadamente.

Un ejemplo de esas alteraciones son las que generan dificultad para percibir el dolor, textura y los cambios en la temperatura como ocurre en el Síndrome de Guillain Barré.

Más información sobre el Guillain Barré.