Vendas de colores, qué son y como nos pueden ayudar

Publicidad
Vendas de colores, qué son y como nos pueden ayudar
Promedio: 2.9 (34 votos)
48038
274
1
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

En la actualidad, los deportistas y pacientes que acuden al fisioterapeuta demandan la colocación del vendaje neuromuscular, también llamado kinesiotape ó de forma coloquial “vendas de colores”. Incluso algunos las compran en farmacias para colocárselas ellos mismos con la ayuda del material que encuentran en Internet.

El vendaje es una de las técnicas más antiguas empleadas en la medicina. Las vendas se han utilizado y se siguen aplicando hoy en día, tanto para cubrir heridas, como disminuir edemas (hinchazón) ó inmovilizar miembros.

¿Qué es el vendaje neuromuscular?

El vendaje neuromuscular, se diferencia principalmente del resto de vendajes en su propiedad de elasticidad.

El origen de estas vendas de colores comienza en Asia (Corea y Japón) hace ya varias décadas. Sin embargo, no alcanzo su fama mundial hasta los juegos olímpicos de Pekín 2008, dónde los deportistas aparecían en prensa y televisión con unas vendas de colores llamativos en distintas partes de su cuerpo.

Las vendas pueden encontrarse en color rosa, azul, rojo, naranja, negro o crema. El color según algunos autores influye en los resultados. Generalmente, se recomienda el azul para relajar la musculatura y el rojo para estimularla.

¿Para qué sirve el vendaje?

Según los distribuidores del producto, estas vendas sirven para casi todo y puede utilizarlo prácticamente toda la población (incluidos los animales). Sin embargo, pese a los buenos resultados que pacientes y terapeutas consiguen en su práctica diaria, muchos son los detractores de la técnica, que la consideran una moda más como las tan populares “pulseras que mejoraban el equilibrio” hace unos años y / o las vallas de golgi, debido a la falta de evidencia científica.

El kinesiotape tiene multitud de aplicaciones (1), de entre las que destacan en fisioterapia, están las técnicas muscular (utilizada para fortalecer ó relajar la musculatura), del ligamento (muy empleada en esguinces), para las cicatrices y/o linfática (para reducir el edema), entre otras.

La venda debe aplicarse sobre la piel limpia y seca, preferiblemente depilada, evitando los pliegues en la venda y la piel. Debe mantenerse unos 3 días, y no se despegará aunque se moje.

Las líneas de investigación de la AEVNM (Asociación Española de Vendaje NeuroMuscular) van precisamente enfocadas sobre el efecto de este tipo de vendas sobre los receptores de la piel, como explicación de sus positivos efectos.

Esperamos que tras la lectura de este articulo, comprenda la importancia de acudir a su fisioterapeuta para el tratamiento de lesiones deportivas o de cualquier otra índole física (2), debido a la sobrecarga de información que puede encontrar en internet, y la dificultad que supone la interpretación de los datos y la fiabilidad de los mismos.

Sólo si su fisioterapeuta está formado en la técnica, y la considera apropiada para su lesión, podrá experimentar los beneficios de la misma.

Referencias Bibliográficas

(1)https://www.bodyworkmovementtherapies.com/article/S1360-8592(17)30248-6/fulltext

(2)https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1466853X18300385?via%3Dihub

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!
Promedio: 2.9 (34 votos)

comentarios (1)

Comentario

Avatar

Me interesa mucho el tema, soy Terapeuta Holistica, y utilizo esa medicina. Nuestra formación tiene que ver con las emociones y como repercuten en el cuerpo las emociones en conflicto, lo que van generando diferentes malos funcionamientos de órganos. Por eso me suscribo a las novedades.
saludos cordiales

Añadir nuevo comentario

Log in or register to post comments