¿Cuáles son las fases del desarrollo del bebé? Explicación paso a paso

arriba
Me gusta
6832
82
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

¿Estás embarazada, pronta al nacimiento de tu bebé y te surgen dudas en cuanto al desarrollo de tu bebé? ¿Tienes un bebé y quieres saber qué hacer para que se desarrolle con normalidad? ¿Sabes si los estímulos que le das a tu bebé son los correctos y no están estorbando su desarrollo? ¿Te preguntas si tu bebé debería haber empezado a levantar la cabeza, a gatear o a caminar?. En este video tenemos muchas recomendaciones, consejos e información muy interesante acerca de las fases de desarrollo de tu bebé, cada una explicada a cada paso.

El desarrollo de un bebé es como construir una torre 

Existen una serie de fases que el bebé debe de atravesar y experimentar para poder construir las bases de todo aquello que utilizará para toda su vida. Estas comprenden desde el nacimiento, momento en el que bebé adopta la posición fetal, hasta que el bebé comienza a caminar; pasando por el volteo, el apoyo sobre antebrazos, el gateo, sentarse y otras.

Es vital entender que todas las fases son importantes. El desarrollo de un bebé es como una torre: si las bases son buenas, todo lo que se construya a partir de ese nivel será completamente estable; si no existe una buena base, la torre se inclinará, tal como sucede con la Torre de Pisa. El bebé debe de experimentar todas las fases, para desarrollar al máximo no sólo sus capacidades físicas (como aprender, integrar o moldear los patrones de movimiento), sino también sus capacidades psicológicas, sensoriales y posturales.

Tenemos que permitir al bebé vivenciar cada una de las etapas, pero no hay urgencia para que las termine: el desarrollo no es una carrera de velocidad. Lo cierto es que existen tablas muy estrictas que expresan una serie de “leyes” del desarrollo, como que “a los 3 meses el bebé debe de levantar la cabeza, a los 6 meses debe de sentarse, a los 9 meses debe de gatear y a los 12 meses caminar”, pero hay que recordar que cada organismo es diferente y lleva un ritmo distinto; es cuestión de que el bebé disfrute de su cuerpo y mantener las tablas como una guía y no como ley.

A menudo los fisioterapeutas nos encontramos con desarreglos posturales y problemas musculoesqueléticos que, al investigar en el desarrollo de la persona en las primeras etapas de la vida, se relacionan directamente con la no-vivencia de alguna de las etapas. En este caso tenemos que retroceder a ésta etapa que se ha saltado para acabar con el desarreglo o trastorno.

Fases del desarrollo de un bebé 

En éste video hablamos de 8 fases del desarrollo de un bebé. Aquí te dejamos un resumen de cada una. Fíjate que a cada fase le fue otorgado un nombre; el lenguaje que utilizamos para nombrarlas es como si nuestro bebé nos estuviera contando lo que ha aprendido. Es decir, con esta nomenclatura queremos transmitir que el bebé es capaza (si así lo permitimos) de explorar el su cuerpo en movimiento en cada una de las fases. El reto como adultos consiste en acompañar, respetar, y propiciar un entorno adecuado para la experimentación que el bebé necesita en cada fase.

Fase – En posición fetal descubro mi cuerpo 

El bebé recién nacido no se reconoce como una ser independiente de su mamá. Es decir, no tiene consciencia de sí mismo. Durante esta primer fase ha de ir contruyendo su propio esquema corporal. Cuando lo llevamos en brazos, cuando lo acostamos sobre una superficie horizontal (con la ayuda de una almohada o un cojín) y en todas las actividades del día a día. Todo para que comience a descubrir su propio cuerpo a través de la boca y las manos y a dibujar en su cerebro su mapa corporal.

Esta posición es importante en todos los bebés, pero especialmente para los bebés prematuros, debido a que a los bebés prematuros les faltaron algunos meses en esta posición.

Fase– Empiezo a sostener la cabeza 

Es de las primeras preguntas del pediatra en las revisiones: ¿tu bebé ya levanta la cabeza? Esto es debido a que en los primeros meses la musculatura del cuello va ganando tonicidad. Con la posición fetal de la fase anterior ya el bebé empieza a girar la cabeza hacia un lado y hacia el otro. La cabeza comienza a posicionarse en el espacio, y progresivamente podrá mantener la posición durante más tiempo.

Fase- Me giro de lado, boca arriba y boca abajo 

Al darle la oportunidad de permanecer en posición fetal se despierta la musculatura flexora del bebé, un poco de la musculatura extensora y la musculatura de los giros. En un principio todo es ensayo y error: el bebé no tiene idea de cómo voltearse, por accidente descubre que puede hacer algo y luego lo repite hasta que adopta el patrón.

En el caso del volteado, el bebé aprende que al girar la cabeza y juntar las manos hacia un lado del cuerpo puede girarse. Otro modo por el que puede aprender a voltearse es flexionando sus caderas, dejar caer sus piernas hacia un lado y luego juntar las manos hacia el lado en el que cayeron sus piernas.

El volteo es vital para estimular la musculatura estabilizadora de la espalda, aquella musculatura que está pegada a la columna y que nos ayuda a mantenernos erguidos.

Fase– Elevo mi cabeza cuando estoy boca abajo      

Cuando el bebé ha pasado por todas las etapas anteriores y llega a voltearse completamente para llegar a estar boca abajo es cuando realmente puede comenzar a elevar la cabeza en contra de la gravedad. Al principio para el bebé es muy frustrante, porque no puede mantener elevada la cabeza durante mucho tiempo. Pero poco a poco su resistencia aumenta, e incluso aprende a apoyar sus manos y codos para levantar aún más la cabeza e incluso despegar su tronco del suelo. Igualmente, el bebé no es consciente de sus movimientos, todo lo realiza por ensayo y error, pero a medida que descubre su potencial llega a hacerlo con total naturalidad.

Fase– Me apoyo en mis codos y empiezo a reptar 

Una vez que domina el apoyo en los brazos y el despegue de la cabeza de la superficie donde se apoya cuando está boca abajo conseguirá apoyarse en sus codos y propulsarse poco a poco, logrando alcanzar los objetos que se encuentran cerca de él.

Fase– Me coloco a 4 patas y gateo 

A partir de que el bebé repta cada vez los músculos van ganando fuerza y la columna podrá soportar cargas mayores. Por lo que la actividad más demandante que podrá realizar su tronco será el colocarse en cuatro patas, separando por completo el tronco de la superficie de apoyo, apoyándose sobre sus manos y rodillas. Al principio realizará movimientos como de basculación, hacia adelante y hacia atrás, pero se dará cuenta que si quiere alcanzar objetos por el momento reptar es más sencillo, hasta que logre iniciar el gateo adelantando los brazos y las piernas (puede que se caiga intentándolo, pero es cuestión de que lo practique).

Es con el inicio del gateo que el bebé se da cuenta que lo que lo rodea no es solo lo que existe. El mundo es más que lo que está cerca de él, y puede acercarse a otros lugares y experimentar con el medio.

Fase– Me siento sin ayuda 

Ya al dominar la posición de 4 puntos es muy sencillo para el bebé dejar caerse hacia un lado y conseguir sentarse.

Con este hito surgen muchas interrogantes. Este hito muchos bebés meses consiguen sentarse por sí mismos hacia los 8-10 meses. ya desde un poco antes se introduce la alimentación complementaria al bebé, por lo que a la hora de comer buscamos sentarlo. No es lo más recomendable si el bebé no domina la posición de sentado, tenemos que darle tiempo al bebé para que fortalezca su tronco y luego sí sentarlo. Si al bebé se le sienta sin antes haber alcanzado la posición de sentado su columna hará una curva hacia adelante y no se estará sentando sobre su pelvis.

Fase– Me pongo de pie y doy mis primeros pasos 

A partir de esta etapa el bebé podrá cambiar de posición con naturalidad, incluso buscará ponerse de rodillas, sujetar algún objeto estable que esté cerca de él (muebles, mesas, etc.) y buscará la manera de ponerse en cuclillas y pararse en ambos pies (primero separando los pies para más estabilidad y poco a poco llegará a juntarlos). Empezará a dar pasos y con la práctica logrará empezar a caminar.

¿Qué podemos hacer como padres para ayudar a nuestro bebé? 

Hay una serie de consejos que te damos para que el desarrollo de tu bebé sea completamente fluido, respetando los principios acompañar, observar y respetar:

  • El bebé no necesita que le enseñemos, acompañemos su desarrollo, pero no busquemos acelerarlo.
  • El bebé necesita la oportunidad de experimentar. Es necesario reforzar los estímulos visuales y auditivos y no estorbar mucho sobre lo que el bebé se lleva a la boca, debido a que con ella el bebé simplemente se está relacionando con el medio. Sólo hay que tomar precauciones: procurar que no existan objetos pequeños que el bebé pueda tragar, o sustancias peligrosas, o cosas por el estilo.
  • Estimular vs Hiperestimular. No introduzcamos estímulos para los que el bebé no está preparado.
  • Disfrutar de cada fase. Ver cómo crecen nuestros bebés es muy bonito, no forcemos al bebé que crezca tan rápido.
  • Observar cómo logra perfeccionar cada gesto.
  • Fascinarnos junto a ellos de sus descubrimientos.
  • Todo lo que aquí te explicamos lo puedes trasladar al día a día en gestos cotidianos.
  • Emplea el masaje infantil, que le ayudará al bebé a completar su mapa corporal.
  • Busca juegos y actividades adecuadas para cada fase.
  • Porteo económico. Intenta llevar a tu bebé siempre de la manera más adecuada para que tanto el como tu cuiden su postura.

En nuestro libro "Bebés en Movimiento: Acompañamiento del Desarrollo Psicomotor, Sensorial y Postural de tu Bebé" hablamos de este y otros temas relacionados con el desarrollo de tu bebé. No dejes de consultar este enlace: http://www.fisiobym.com/bebes-en-movimiento/

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar