Cómo mejorar tu motivación con PNL

Publicidad
  • Imagen de Fran Roca
    Fran Roca
    Fisioterapeuta / Método Hipopresivo
Promedio: 3.2 (36 votos)
6830
127
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

Una práctica muy conocida hoy en día, cuyo objetivo es desarrollar estrategias de desarrollo personal, psicoterapia y comunicación, partiendo del hecho de que existe una relación entre los procesos neurológicos, el lenguaje y las conductas de un individuo adquiridas a través de la experiencia del mismo. Hablamos de la Programación Neurolingüística o también conocida por sus siglas PNL. En este vídeo te explicamos un ejercicio de motivación, que te servirá en tu día a día.

Pautas para realizar el ejercicio 

Para realizar este ejercicio es necesario buscar el ambiente adecuado primero. Debes de conseguir un sitio tranquilo donde te sientas cómodo, donde el grado de intensidad de la luz no te perturbe y no haya ruido que pueda desconcentrarte.

El ejercicio consta de 2 partes:

Parte 1 del ejercicio 

Una vez ubicado en el sitio ideal puedes cerrar los ojos (esto es opcional, si deseas hacer el ejercicio con los ojos abiertos puedes realizarlo tranquilamente) y deberás de imaginarte una tarea que te resulte atractiva de realizar. Puede ser por ejemplo una actividad que realices durante tu tiempo libre en la semana o los fines de semana. Te lo vas a imaginar como si fuera una película, muy concentrado en cada detalle o cualidades de la escena o imagen que creaste. ¿Es en primera persona? ¿Es en segunda persona? ¿La imagen es a color? ¿O blanco y negro? ¿Qué tal la luz? ¿Qué sonidos se escucharían en la escena? Toma nota mental de todas las cualidades en las que puedas pensar que describan la escena perfecta y memorízalos.

Luego de imaginar la escena descansa. Tómate un tiempo para mirar a tu alrededor, respirar un poco y pensar en tu vida normal.

Al término de este ‘break’ comienza a imaginar una escena de nuevo, ésta vez una no tan interesante o que no te interese para nada como la escena que imaginaste al principio. De nuevo imagínate todos los detalles: formas, colores, sonidos, luces,… todos los detalles en los que puedas pensar.

Luego de imaginar esta nueva escena descansa. Tómate un tiempo otra vez para  para mirar a tu alrededor, respirar un poco y relajarte.

Pasado este nuevo ‘break’ imagina una vez más la escena no tan interesante con todos sus detalles, y compara ésta imagen con la que creaste en un principio, con la escena interesante y todos los detalles que le creaste a la escena. Te encontrarás comparando algo extremadamente atractivo y comparándolas con otra cosa que no nos interesa tanto. Finalmente anota en una hoja todos los detalles de las escenas.

Parte 2 del ejercicio 

Ahora lo que vas a hacer es imaginar algo muy importante para ti, pero que se te hace cuesta arriba (ya sea por pereza, o por cualquier otra razón). Luego de tenerlo visualizado pensarás en las consecuencias de realizar esa tarea, es decir, en qué puede suceder si la realizas.

Al finalizar de escribir las consecuencias de la realización de la tarea vas a tomar la imagen poco atractiva que imaginaste en la primera parte del ejercicio e integrarla a la tarea, y modificar la imagen del principio hasta que la nueva escena sea hasta más atractiva que la escena que imaginamos en la primera parte del ejercicio.

¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
Promedio: 3.2 (36 votos)

Añadir nuevo comentario

Log in or register to post comments