Ejercicios hipopresivos para mejorar el dolor lumbar y disfunciones del suelo pélvico. Caufriez Concept

Publicidad
Promedio: 2.4 (27 votos)
35697
223
1
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

Los abdominales hipopresivos son ejercicios posturales y respiratorios(1) que involucran la acción en conjunto de una gran cantidad de músculos. Estos ejercicios son muy eficaces para la prevención de diferentes tipos de patologías y aportar mejoras en cuanto al rendimiento físico y estético. En el siguiente vídeo una de nuestras colaboradoras del portal nos demuestra un ejercicio abdominal hipopresivo para mejorar el dolor lumbar y las disfunciones procedentes del suelo pélvico.

¿Qué son las disfunciones del suelo pélvico?

La palabra disfunción se refiere a mal funcionamiento. En esta ocasión estamos hablando de un mal funcionamiento del suelo pélvico(2), que son el conjunto de músculos y ligamentos que contribuyen a la contención de las vísceras del abdomen por su parte inferior. Observemos la siguiente imagen de nuestra pelvis y del suelo pélvico:

Como podemos observar, la pelvis tiene forma de embudo. Si nada pudiera proteger la parte inferior de la pelvis los órganos como los intestinos, la vejiga, el útero (en el caso de las mujeres), el recto, el ano, etc. buscarían escapar a través del agujero. Afortunadamente el suelo pélvico lo impide, pero en algunas personas el suelo pélvico deja de funcionar correctamente y se dan una serie de alteraciones que afectan enormemente la calidad de vida de la persona.

¿Cuándo puedo sospechar de una disfunción del suelo pélvico?

Son varios los síntomas que nos alertan de que algo anda mal con nuestro suelo pélvico. Está atento a los siguientes síntomas:

  • En cuanto al dolor: se puede presentar dolor durante la micción (es decir, dolor al orinar), dolor durante las relaciones sexuales, dolor al pujar o hacer esfuerzos grandes con el abdomen o un dolor característico de la zona de la pelvis, genitales, recto o en la columna lumbosacra (es necesario diferenciar éste último de otras causas, ya que por ejemplo una hernia discal puede producir dolor en la columna lumbosacra).
  • Necesidad frecuente de querer ir al baño, ya sea a orinar o defecar. A veces la persona pasa mucho tiempo en el baño debido a que siente que no es capaz de terminar de defecar.
  • Estreñimiento.

¿Cómo actúa la Gimnasia Abdominal Hipopresiva en el combate de estos trastornos del suelo pélvico?

Los ejercicios Hipopresivos tienen su efectividad(3) ya que la principal acción es mantener las posturas mientras se disminuye el tono de nuestro diafragma, lo cual enviará mensajes rítmicos y secuenciales a nuestro cerebro, tomando mayor consciencia de la posición de nuestros segmentos corporales, nuestros movimientos y nuestras sensaciones. Esta información nueva para el cerebro será procesada y memorizada, cambiando así los patrones posturales que lesionan a nuestro cuerpo.

Por otro lado, la Gimnasia Abdominal Hipopresiva produce una activación del suelo pélvico gracias a la contracción de los abdominales profundos (específicamente de los oblicuos interno y externo y el transverso abdominal, consiguiendo a largo plazo el fortalecimiento de ambos grupos musculares y la normalización de su tono. Además, los ejercicios Hipopresivos relajan al diafragma, este asciende y hace un efecto de succión sobre las vísceras de la pelvis, disminuyendo la tensión sobre el sistema músculo-ligamentoso del suelo pélvico.

Por último, los ejercicios Hipopresivos tienen un efecto beneficioso sobre la circulación venosa en los miembros inferiores, y han mostrado reducir de forma significativa los trastornos miccionales de urgencia y la incontinencia urinaria, por lo que es conveniente utilizar la Gimnasia Abdominal Hipopresiva como terapia complementaria en este tipo de patologías.

Disminución de las tensiones en la espalda con los ejercicios abdominales hipopresivos

Como observaste en el vídeo, para realizar este ejercicio Hipopresivo nos colocamos tumbados boca arriba, inhalamos por la nariz y retenemos ese aire mientras llevamos los hombros hacia atrás y abrimos el tórax. Exhalamos y realizamos la apnea espiratoria.

Durante la retención de aire se busca disminuir la tensión de la zona alta de la espalda, durante la apnea espiratoria se busca disminuir la tensión del diafragma, de la zona lumbar y del suelo pélvico.

Esperamos que este ejercicio te pueda ayudar a disminuir cualquier disfunción que tengas presente en tu suelo pélvico. Si no tienes ningún problema en tu suelo pélvico ¡anímate a probarlos! Estos ejercicios tienen muchos otros beneficios, entre los que podemos mencionar fortalecimiento del abdomen, mejora del rendimiento deportivo y aumento del placer durante las relaciones sexuales.

No dejes de seguirnos para más información.

Referencias Bibliográficas

(1)https://bjsm.bmj.com/content/early/2017/09/04/bjsports-2017-098046

(2)https://www.bodyworkmovementtherapies.com/article/S1360-8592(14)00196-X/fulltext

(3)https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S2173578618301458

¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
Promedio: 2.4 (27 votos)

comentarios (1)

Comentario

Avatar

Hola! Les escribo para consultarles algo crucial en mi vida. Mis dias con el periodo menstrual son una verdadera tortura. Los dolores no me permiten hacer una vida normal, generalmente debo faltar al trabajo por esto.hay solucion?

Añadir nuevo comentario

Log in or register to post comments