Camas articuladas: cuidando al cuidado y al cuidador

  • Imagen de Aibil Yglesias
    Aibil Yglesias
    Fisioterapeuta / Ftp. Músculo-Esqueletica / Ftp. Respiratoria

    Soy Licenciada en Fisioterapia de la Universidad Central de Venezuela y Técnico en Órtesis y Prótesis. Además, me he formado en terapia manual ortopédica, rehabilitación de suelo pélvico, rehabilitación cardíaca, fisioterapia invasiva así como diferentes herramientas terapéuticas. 

No hay votos
2653
0
0

El sueño y un buen descanso es fundamental para mantener un buen estado de salud física y mental, por lo que, si eres cuidador de una persona que esta encamada o que está dependiente a tu cargo, podría interesarte tanto a ti como a la persona bajo tu cuidado los beneficios que tienen las camas articuladas. Por ello, en este artículo te explicamos qué es una cama articulada y por qué puede ser la solución para muchas personas que están en cama.

¿Cuáles son las camas articuladas?

Tal vez al escuchar camas articuladas, tienes la idea de que sólo se encuentran en las habitaciones de clínicas y hospitales, pero hoy en día es ya no es así. Las camas articuladas permiten al cuidador y a la persona bajo cuidado personalizar la alineación e inclinación de la cama, ajustándola para que pueda dormir lo mejor posible.

Muchas personas, especialmente aquellas con problemas de salud, se benefician de tener la cabeza elevada y la columna alineada, mientras que otras se sienten más cómodas con las piernas ligeramente levantadas. Una cama articulada hace que conseguirlo sea más simple, además, se puede utilizar una cama articulada como una solución para restar carga de trabajo al cuidador y para mejorar la calidad del cuidado, en fin, es un elemento que va a facilitar mucho ambas cosas.

¿Cuándo se utilizan las camas articuladas?

Las camas articuladas pueden ser muy beneficiosas en distintos casos, siendo indicadas principalmente a personas dependientes por presentar algún problema de salud. A continuación, se presentan algunas de las afecciones más comunes que pueden aliviarse mediante el uso de una cama articulada:

  • Problemas de movilidad: las camas articuladas se pueden bajar o subir si tiene dificultades para acostarse y levantarse de la cama, lo que además puede facilitar el trabajo del cuidador con los cambios de posiciones y traslados.
  • Problemas de espalda: permite establecer la posición perfecta para dormir, lo que ayuda ayudar a aliviar cualquier dolor de espalda que pueda tener.
  • Recuperación posquirúrgica: promueve la circulación saludable y mejora la comodidad si está encamado.
  • Lesiones musculoesqueléticas: en lugar de usar almohadas o cojines para levantar ciertas partes del cuerpo lesionadas, las camas articuladas permiten elevar diferentes segmentos para ayudar a reducir la hinchazón.
  • Ronquidos: dormir en una posición más erguida reduce las posibilidades de que las vías respiratorias se bloqueen, lo que ayuda a reducir los ronquidos.
  • Problemas de digestión: si sufre problemas de digestión, una cama ajustable le permite dormir en una posición elevada, lo que puede ayudar a su cuerpo a procesar los alimentos de manera más efectiva. Puede ayudar con problemas como la hernia de hiato, el reflujo gástrico e incluso acidez estomacal.
  • Problemas de circulación: dormir con las piernas elevadas puede ayudar a la circulación por la noche, lo cual es especialmente útil si pasa gran parte del día de pie.
  • Hinchazón y retención de líquidos en piernas: elevar los pies por la noche puede reducir la hinchazón y favorecer el retorno linfático.

¿Qué tipo de colchón es mejor para una cama articulada?

No todos los colchones son iguales y algunos no funcionarán en una cama articulada. Un colchón de resortes estándar, por ejemplo, no sería adecuado y, de hecho, podría causar una mayor incomodidad mientras duerme en una cama articulada. 

El mejor tipo de colchón para una cama de este tipo es uno que se pueda doblar fácilmente, se ajuste perfectamente al marco y no se "arrugue" cuando los mecanismos estén en funcionamiento. Idealmente, su colchón también debe incluir manijas para moverlo y limpiarlo fácilmente cuando sea necesario. Este tipo de colchón lo puede conseguir en la tienda de los mayores, especialistas en las camas articuladas y todo lo relacionado a su uso.

¿Cuántos kilos aguanta una cama articulada?

Es posible que un mecanismo de cama articulada no funcione a su máximo potencial si está bajo presión adicional. Es por eso que las camas ajustables vienen con pautas de peso, que varían dependiendo de cada marca y modelo de cama. Por lo general, la mayoría tienen un límite de peso de 115 kg, pero esto es variable, de ser necesario a estos tipos de cama pueden realizársele un refuerzo adicional para los marcos de las camas e incluir motores de carga para aquellos que no se encuentran dentro de este límite de peso. 

¿Qué beneficios tiene una cama ortopédica para el paciente y el cuidador?

Tanto el cuidador como la persona bajo cuidado puede verse beneficiada, por ejemplo, la persona dependiente puede tener menos dolores corporales de espalda, de caderas, entre otras molestias, esto por el hecho de no estar constantemente y siempre en la misma posición. El hecho de poder hacer cambios posturales con más facilidad hace que los músculos y las articulaciones puedan descansar no siempre en las mismas posiciones. También reduce el riesgo de escaras o úlceras por presión, esas heridas se producen por un apoyo constante continuo en el mismo punto (en la cadera, en el sacro o en el talón) esos apoyos constantes sin descanso tienen mucho riesgo, especialmente en personas mayores.

También esos cambios posturales pueden reducir los problemas circulatorios y respiratorios, así como puede dinamiza el sistema vascular y venoso evitando problemas circulatorios en las piernas, además el tipo de postura que adopte puede ayudar a la descarga de secreciones en los pulmones y reduce el riesgo de infecciones. Una cama articulada también puede reducir el reflujo gástrico, la salida de alimentos del estómago hacia el esófago, evitando también los ronquidos 

Por otro lado, los beneficios al cuidador van desde la reducción del esfuerzo físico por facilitar las transiciones y cambios de postura, como de tumbado a sentado, de tumbado a ponerse de pie (si es que la persona tiene cierta capacidad) o de tumbado a la silla de ruedas (para ir al cuarto de baño o para trasladarse). Así como también ajustando la altura podemos facilitar todo tipo de tareas, porque permite colocar la cama en aquella altura en la que exista el menor esfuerzo o trabajo físico del cuidador, facilita al cuidador además la higiene de la persona dependiente, así como los cambios de ropa etc.

Relación entre el cuidado, el cuidador y la cama articulada

Hay una relación entre el cuidado y el cuidador que hay que tener en cuenta, es una relación muy asimétrica, de alguna forma similar a la que tiene un padre y una madre con un bebé, en la que el bebé es completamente dependiente de los padres y toda la responsabilidad está en los padres. Sin embargo, hay que mencionar que existen personas que tienen cierta autonomía y cierta capacidad de colaborar con el cuidador ya que pueden hacer transiciones para levantarse a una silla de ruedas, por ejemplo. Por lo general es una relación asimétrica ya que una persona dependiente puede llegar a pesar muchísimo más que un bebé, lo que supone por eso una gran carga y desgaste físico para las personas que están a su cargo: las personas cuidadoras. Si te dedicas o trabajas o cuidas a un familiar, a una persona querida, sabes perfectamente de lo que te hablo.

En esa relación entre el cuidado y el cuidador hay un elemento clave: la cama ortopédica, puesto que cumple la función de eje central presente o casi siempre presente en esta relación. La persona cuidada tiende a estar todo el tiempo en la cama o mucho tiempo en cama, si tiene más capacidad de hacer transiciones o de poder sentarse en una silla de ruedas no pasará ya tanto tiempo en la cama pero en si es un gran dependiente a una persona si no puede hacer estas transiciones por si sola y toda esa relación va a darse en torno a la cama. Es mejor utilizar una cama articulada como una solución para restar carga de trabajo al cuidador y para mejorar la calidad de la persona que requiere cuidado.

¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
No hay votos

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar