La osteoporosis o pérdida de masa ósea. Un grave problema de los huesos

Publicidad
La osteoporosis o pérdida de masa ósea. Un grave problema de los huesos
No hay votos
12900
147
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

La osteoporosis es una enfermedad caracterizada por baja masa ósea y pérdida de tejido óseo que pueden dar lugar a huesos débiles y frágiles. Si tienes osteoporosis, tienes un mayor riesgo de fractura de los huesos, particularmente en la cadera, columna y muñeca. La osteoporosis es a menudo considerada como una enfermedad que afecta a las mujeres a partir de la tercera edad, sin embargo, la osteoporosis comienza mucho antes.

Debido a que la densidad ósea máxima se alcanza aproximadamente a los 25 años de edad, es importante fortalecer los huesos a esa edad para que mantengan fuertes en el futuro. Una ingesta adecuada de calcio es una parte esencial en la formación de huesos fuertes. La mayoría de las personas con osteoporosis son mujeres, a nivel mundial en las personas mayores de 50 años, 1 de cada 2 mujeres y 1 de cada 8 hombres se prevé que tenga una fractura relacionada con la osteoporosis a lo largo del resto de su vida. Todos los grupos étnicos presentan un riesgo significativo de desarrollar osteoporosis, sin embargo, los grupos raciales blancos y asiáticos presentan mayor riesgo.

Como ya mencionamos, la densidad ósea alcanza su tope máximo entre tus 20 y 25 años de edad. Pero a medida que envejecemos perdemos masa ósea debido a diversos factores. La osteoporosis o su señal de alerta temprana, la osteopenia, da señales de desequilibrios en el proceso de remodelación: muchas células óseas se destruyen y muy pocas se construyen. Como resultado los huesos son más frágiles con mayor propensión a fracturarse.

Causas de la osteoporosis

Probablemente ya debes saber que necesitas calcio para fortalecer los huesos, pero una dieta baja en calcio no es el único culpable. Hay causas menos conocidas de la osteoporosis y ahora los expertos creen que una combinación de todas estas causas son a menudo las culpables de la fragilidad de los huesos.

Niveles bajos de estrógeno en las mujeres

La pérdida ósea se acelera después de la menopausia, cuando las mujeres de edad avanzada tienen una rápida disminución del estrógeno. Con el tiempo, el riesgo de osteoporosis y de fractura aumenta a medida que las mujeres pierden más hueso del que restituyen.

En las mujeres más jóvenes que dejan de menstruar –como las atletas o bailarinas muy delgadas o niñas con anorexia– la densidad ósea también se ve comprometida. Y tener ambos ovarios quirúrgicamente removidos, llamada ooforectomía bilateral, también puede causar osteoporosis y baja densidad ósea. Un estudio apunta que esta cirugía causó un aumento del 54% de fracturas en la cadera, columna vertebral y muñecas en mujeres posmenopáusicas.

Bajos niveles de testosterona en los hombres

Para su salud ósea, los hombres necesitan tanto a la testosterona como a los estrógenos. Eso es porque los hombres convierten la testosterona en estrógenos preservados de hueso.

Otros desequilibrios hormonales

Otras hormonas se ven involucradas en la regulación de la densidad ósea, incluyendo la hormona paratiroidea y la hormona del crecimiento. Ellas ayudan a orquestar qué tan bien sus huesos utilizan el calcio y cuando construir o destruir hueso. Pero un exceso de hormona paratiroidea, llamado hiperparatiroidismo, provoca pérdida de calcio a través de la orina. Menos calcio significa huesos más débiles y a medida que envejecemos nuestro cuerpo produce menos hormona del crecimiento la cual se necesita para construir huesos fuertes.

Falta de calcio

Sin calcio no se puede reconstruir el hueso nuevo durante el proceso de la remodelación ósea. Es necesario un nivel constante de calcio en la sangre ya que muchos de los órganos, especialmente el corazón, los músculos y los nervios, dependen del calcio. Cuando estos órganos demandan calcio, va a ser obtenido del almacén de minerales en los huesos. Con el tiempo, a medida que se agota este depósito de minerales, tus huesos terminan delgados y quebradizos.

Falta de vitamina D

Muy poca vitamina D puede conducir a debilidad de los huesos y a una mayor pérdida de masa ósea. Entre sus muchos beneficios, la vitamina D ayuda al cuerpo a absorber y utilizar el calcio.

Sedentarismo

Los huesos se debilitan si no se trabajan. En las personas sedentarias o las que tienen una enfermedad como la parálisis o la distrofia muscular, la pérdida ósea se produce rápidamente. Por lo tanto, para combatir la osteoporosis puedes ayudar a "remodelar" tus huesos realizando ejercicios de levantamiento de peso, en los que estás ejerciendo una tensión suave en los huesos.

Condiciones de la tiroides

Cualquier persona con dosis altas en la hormona tiroidea puede beneficiarse de hacer ejercicio regular y tomar suficiente calcio y vitamina D. Estos factores de estilo de vida son maneras potentes de gestionar tu riesgo global de fracturas, junto con la monitorización de la densidad ósea.

Hábito tabáquico

Los fumadores sufren de una menor densidad ósea y un mayor riesgo de fractura que los no fumadores. Los estudios sobre el tabaquismo y la salud de los huesos han esclarecido una serie de nuevos efectos graves acerca de los efectos tóxicos directos de la nicotina sobre las células óseas que tienden a bloquear la capacidad del cuerpo para utilizar el estrógeno, el calcio y la vitamina D.

Medicamentos

Tomar ciertos medicamentos como los corticosteroides (cortisona, hidrocortisona, glucocortisoids y prednisona) puede conducir a la pérdida de masa ósea y un aumento de las fracturas. Estos medicamentos se utilizan para tratar el asma, la artritis reumatoide, la psoriasis, la colitis, y una amplia gama de otras condiciones. Los anticonvulsivos también están relacionados con la pérdida de hueso.

Condiciones médicas

Diferentes condiciones médicas pueden conducir a la pérdida de masa ósea, desde enfermedades genéticas como la fibrosis quística, pasando por enfermedades digestivas, hasta tumores como el mieloma múltiple que infiltran en los huesos células anormales. La excreción anormal de calcio a través de la orina también contribuye a la pérdida de hueso.

Consumo en exceso de alcohol

El alcohol puede detener la remodelación ósea y aumentar su pérdida de calcio. Estar borracho aumenta el riesgo de caer, y con la osteoporosis, ello supondrá mayor riesgo de fractura.

La buena noticia en todo esto es que tu salud ósea depende en gran parte de ti. Muchas de las causas de la osteoporosis están relacionadas con el estilo de vida que llevas, el cual puedes cambiar –como empezar a consumir más alimentos y suplementos vitamínicos con calcio y vitamina D y realizar ejercicios con pesas para fortalecer los huesos.

Si la pérdida ósea sigue siendo un problema, te invitamos a que consultes a tu médico acerca de lo que puedes hacer para corregir los desequilibrios hormonales u otras causas médicas que pueden estar haciéndote perder masa ósea.

Te invitamos a leer los siguiente artículos para ampliar aún más la información aquí dada:

Osteoporosis y osteopenia - Qué es, causas, síntomas y tratamiento

En este vídeo te explicamos la diferencia entre osteopenia y osteoporosis:

¿Te ha gustado la infografía? ¡Valórala!
No hay votos

Añadir nuevo comentario

Log in or register to post comments