El estrés físico y mental en los estudios. Recomendaciones para afrontarlo

Publicidad
No hay votos
3090
137
0
(h2) Fisiobullet
(h3) Punto grueso

En este vídeo te explico brevemente algunas pautas y estrategias para poder superar (o como mínimo reducir) el estrés en los períodos de estudio.

Primero, recordar que aquí verás unas recomendaciones generales que después cada cuál ha de adaptar a su entorno laboral, es decir, no son "normas estrictas".

El estrés y la ansiedad

Segundo, aclarar qué es el Estrés (E), pues la gente lo suele confundir a menudo con la Ansiedad (A).

El E es el proceso que se pone en marcha cuando una persona percibe una situación o acontecimiento como amenazante o desbordante de sus recursos.

Se confunde a menudo con la Ansiedad (no con la angustia, como digo en el vídeo; disculpas), pero la gran diferencia entre ambas es que pese a los inconvenientes aparentes, en realidad la persona puede hacer algo para salir de la situación estresante e incluso hay gente que "se crece" en este tipo de estado emocional y sabe sacar lo mejor de sí.

Aquí puede que la persona sienta dolor estómago, sudor y empiece a notar algún dolor muscular en cuello o espalda, pero todo puntual.

La A, sin embargo, emoción complicada y displacentera que se manifiesta mediante una tensión emocional acompañada de un correlato somático, lo cual significa que es una sensación que para nadie que la padece es agradable y que presenta dolores musculares de larga duración.

En esta ocasión no parece haber solución para el problema lo que deja a la persona completamente agotada después de haber mantenido un estado de tensión excesivo.

Recomendaciones para quienes presentan estrés 

Las recomendaciones del vídeo van dirigidas a la persona que padece E, no A, ya que en caso de A debería recurrir ya a un terapeuta especializado.

La pautas generales que verás a continuación, debes adaptarlas según el grado de estudios o la edad que tengas, dado que las exigencias y las expectativas no son las mismas. Si quién padece el estrés a causa de los estudios es tu hijo/hija, es importante que hables con él/ella para que aclaréis cuál es el objetivo de estudiar y prepararse para la próximas pruebas académicas, pues quizá lo que tú esperas no es lo que él/ella desea, generando así mayor estrés.

  • Planificar pequeños descansos: en tu horario incluye descansos que te ayudarán a recobrar fuerzas, sintiéndote mejor y rindiendo mejor.
  • Mantener un horario: tener establecido un orden para realizar las tareas para tener, así, la sensación de control y la cabeza más despejada.
  • Ser flexible con el horario: aceptar los improvistos y adaptarse a ellos intentando minimizar sus inconvenientes.
  • Ambiente adecuado: ordenado, limpio (lo más posible), las cosas al alcance, cómodo...
  • Conocer las propias habilidades: adapte el método de estudio a tu mejor habilidad, con lo cual lograrás "hacer tuyos" los apuntes, ya sea haciendo una canción con ellos, esquemas...

Ejercicios recomendados

Hacer pequeños ejercicios mientras estás estudiando es recomendable. Algunos de ellos son:

  1. Estiramientos.
  2. Ejercicios oculares.
  3. Regular la temperatura corporal
  4. Hidratación
  5. Alimentación adecuada​

Recuerda que estas recomendaciones son generales y que debes adaptarlas a lo que mejor te convenga.

¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
No hay votos

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar