Rutina de ejercicios para curar los mareos y vértigos cervicales

  • Imagen de Yexenia Rojas Martinez
    Yexenia Rojas Martinez
    Lcd. en Fisioterapia / Geriatría / Neurología

    Estudié la licenciatura en fisioterapia en la Universidad Arturo Michelena (UAM). Además, cursé una diplomatura en el área de fisioterapia neurológica y terapia manual ortopédica, avalada por FUNDACELAC, extensión de la Universidad de Carabobo (UC) buscando capacitarme y aprender mucho más del campo que me apasiona.

Promedio: 5 (1 voto)
7248
0
0

Los vértigos y mareos relacionados a problemas del cuello son un malestar frecuente, sobre todo en los pacientes de edad avanzada y sus síntomas pueden llegar a repercutir de forma bastante limitante en las actividades del día a día, por lo cual un abordaje oportuno será fundamental.

Es por ello que en el siguiente artículo te vamos a enseñar cómo saber qué tipo de vértigo o mareo presentas, así como el tratamiento con ejercicios para aliviar este problema. 

¿Qué son los vértigos y mareos?

Al escuchar hablar de vértigos o mareos se suele pensar que ambos conceptos significan lo mismo, sin embargo, cada uno de estos términos describe una manifestación de diferentes síntomas y causas asociadas a un origen diverso. 

La sensación de mareo se refiere al estado de inestabilidad que viene acompañado de náuseas, desvanecimiento, vómitos y un estado de aturdimiento, desorientación o confusión. Por otra parte, el vértigo describe la situación al sentirse como si todo girara alrededor, que predomina al realizar movimientos con la cabeza o levantarse

Tipos de vértigos

Existen dos tipos de vértigo según su causa de origen, vértigo central y vértigo periférico. Desde la fisioterapia se brinda atención al vértigo de origen periférico, el cual parte de un problema en el oído interno, específicamente en el área del laberinto o los canales semicirculares, además de la posibilidad de un daño en el nervio vestibulococlear. En cuanto al vértigo de origen central, se debe a un problema en el cerebro, generalmente a nivel del tronco encefálico o el cerebelo.

Tipos de mareos

Los mareos son una manifestación muy variada que se pueden presentar vinculados a gran variedad de condiciones y enfermedades como tensión arterial baja, síncope, embarazo, trastornos a nivel cervical e incluso malestar emocional. 

Causas de los vértigos y mareos

En cuanto al vértigo, una alteración a nivel del sistema vestibular en el oído es la responsable con mayor frecuencia de generar este tipo de molestias, generalmente causado por infecciones, inflamación o como consecuencia de actividades con movimientos bruscos tales como viajar en avión o montaña rusa. 

Por otra parte, los mareos de origen cervical suelen estar vinculados a cualquier manifestación que comprometa el correcto flujo sanguíneo al cerebro a través de dicha región. Algunas de las causas más frecuentes son:

  • Artrosis cervical
  • Contracturas musculares en el cuello y la nuca
  • Estrés emocional

Otras de las causas frecuentes que pueden estar vinculadas al origen de la sensación de mareo no asociadas a la región cervical son:

  • Efectos secundarios de tratamientos farmacológicos
  • Deshidratación
  • Presión arterial baja

Síntomas de los vértigos y mareos

En general, los mareos suelen venir acompañados de síntomas variados dentro de los que destacan la sensación de inestabilidad, náuseas y vómitos, además de un estado de confusión mental y vista nublada. A diferencia de esto, los vértigos se manifiestan con mayor frecuencia como un malestar aislado, destacando principalmente que los síntomas suelen incrementar al realizar movimientos con la cabeza, levantarse o cambiar de posición. 

Ejercicios para curar los vértigos y mareos en casa

Los ejercicios orientados a disminuir la tensión a nivel cervical, aliviar la rigidez y mejorar la movilidad de la zona pueden favorecer ante un diagnóstico de mareo de origen cervical. La condición de vértigo periférico también puede mejorar gracias a los diferentes estímulos de movimiento y cambio de posición de la cabeza. A continuación, se explican los ejercicios más recomendados para el tratamiento de estas manifestaciones:

Ejercicio Brandt-Daroff vértigos de oído

El ejercicio o maniobra de Brandt-Daroff permite identificar si los vértigos o mareos que se presentan son de origen cervical o vestibular, mediante movimientos específicos compuestos por una inclinación de la cabeza a 45 grados y posterior inclinación del tronco hasta una posición en decúbito lateral o acostado de lado sin recostar la cabeza de la cama. Esta acción se debe mantener durante unos 30 segundos, retomando a la postura inicial al finalizar. En caso de no presentar un aumento de los síntomas de inestabilidad, es posible descartar que las manifestaciones son de origen vestibular.

Ejercicio doble mentón

Este segundo ejercicio se orienta al tratamiento del mareo de origen cervical, el cual suele encontrarse vinculado a la presencia de inestabilidad en dicha región. Para llevarlo a cabo va a ser fundamental sentarse y posteriormente recostarse sobre una cama o superficie plana, previniendo así el riesgo de sufrir caídas ante un episodio de mareo. Desde aquí, se realiza un movimiento similar al de “sacar la papada”, acercando el mentón al pecho. Dicha acción se debe realizar durante 15 repeticiones en cada posición.

Ejercicio de movilidad cervical

Finalmente, este último ejercicio se orienta tanto al abordaje de los mareos de origen cervical como al vértigo por alteración del oído interno, por lo cual se considera doblemente favorable si te encuentras ante cualquiera de estos dos padecimientos. Para realizarlo, únicamente va a ser necesario un bolígrafo en el cual se debe fijar la mirada, desde aquí, se toma con la mano izquierda lo más arriba posible y se procede a mover el brazo, siguiéndolo con la cabeza a lo largo de todo el recorrido. Esto va a permitir mejorar tanto la movilidad en la región cervical como disminuir la sensación de rigidez, dolor y bloqueos.

Los vértigos y mareos pueden convertirse en un malestar bastante limitante para la vida diaria, por ello te recomendamos llevar a cabo este tratamiento con ejercicios para aliviar estos malestares. Además, también te invitamos a conocer los factores emocionales vinculados al origen del mareo cervical y cómo tratar el vértigo y los mareos con medicina natural.

¿Te ha gustado el vídeo? ¡Valóralo!
Promedio: 5 (1 voto)

Añadir nuevo comentario

Inicie sesión o regístrese para comentar